Psicoactivos y Chakras

Cocaína

En el caso de la cocaína, Danna y Andrew aseguran que produce efectos esencialmente en el chakra raíz y en el tercer ojo, concetándolos, creando visiones realistas de transformación y crecimiento:

Aseguran que la coca ha sido cultivada durante cientos de años en las tierras altas de las montañas de los Andes, donde existe una utilidad fisiológica para su consumo. Es una herramienta de poder que permite aclimatarse y suibsistir a las personas que viven en el ambiente enrarecido de tan altas tierras. Dicen que antiguamente también se utilizaba como una herramienta para expandir la visión ya que “parte de la función de la cocaína es enlazar los chakras inferiores con los superiores en nuevos patrones de estar en el mundo con armonía” Sin embargo:

El producto de extremas altitudes en remotas regiones del mundo ahora es usado por personas que tratan de aclimatarse a las rarificadas atmósferas en las que viven. Lejos de sus raíces, lejos de las expectativas culturales normales con las que han crecido, se encuentran a sí mismos en la cima de sus carreras o de altos edificios en Wall Street. O aún cuando no se encuentran en tales posiciones rarificadas, aspiran a ellas… 

¿Te gusta la cocaína? Probablemente eres muy creativo y no sabes qué hacer con tanta creatividad. Probablemente estás atascado en una situación de vida que sabes que no es para ti, pero no sabes cómo salir de ella. O estás en una situación que ha sido expansiva y te ha traído crecimiento pero ahora sientes la presión para permanecer allí, creciendo, expandiéndote…

¿Te preocupas de cuánta cocaína estás usando? ¿Te preguntas a ti mismo si realmente es mucha? ¿Estás teniendo cambios frecuentes de humor y periodos de irritabilidad? ¿La necesitas para ir de fiesta? ¿Puedes limitar qué tanta utilizas? ¿La usas solo? ¿Estás mintiendo acerca de ella o gastando más dinero del que puedes ganar? Si has contestado que sí a alguna de estas preguntas, tienes un problema con la cocaína. ¿Ya lo sabes y aún así aún así encuentras que no puedes parar, mientras ves cómo sufren tu trabajo y tus relaciones? Este es un problema común con la cocaína. Puedes ver claramente todo lo que está pasando -es una herramienta que expande la visión- y aún así no haces nada al respecto. Tu vida se convierte en una película. Y tú ya no estás en ella. Sólo estás observando. (4)

Esto ocurre porque como toda herramienta de poder, cuando se abusa de ella, genera los efectos contrarios, entonces bloquea y mantiene aislados los chakras que en un principio ayudó a abrir y conectar. En el caso de abuso de la cocaína, si la capacidad de visión del sexto chakra está funcionando, está desconectada de la capacidad de acción sobre la tierra del chakra raíz:

El efecto en el cuerpo energético es subliminalmente percibido por aquellos que la usan. La gente que tiene el impulso de reunir la cocaína en una línea, tiene el impulso correcto, pero la línea realmente no debe ser aspirada por la nariz. La LÏNEA que están percibiendo es una línea meridiana, como en los meridianos de la acupuntura. La cocaína y la heroína producen extraordinarios aunque aún desconocidos efectos sobre los meridianos cuando se aplican externamente ya que realinean la energía. (4)

Loa autores recomiendan a quienes han perdido las riendas de su propia vida reparar el daño y reconcectar los chakras a través de la meditación para poder recobrar su capacidad de acción y detener la adicción. Entre otras cosas aconsejan:

Puedes enlazarlos juntos a través de la meditación, vizualizando líneas de luz del color que espontánea e intiutivamente escojas dependiendo de las necesidades que experimentes en el momento… Usa la luz roja para estimular, la luz azul para deprimir y la luz blanca simplemente para estimular la conexión. (4)

Según los autores, en ningún caso es más crucial que con la heroína y la cocaína reprogramar los patrones de onda cerebrales que han suprimido las frecuencias normales durante tanto tiempo como para afectarlas masivamente. (Ver el diagrama de reprogramación más abajo)

Heroína

En el caso de la heroína, Danna y Andrew aseguran que es una herramienta de poder para conectar el propio sentido del poder (el chakra del plexo solar) con el el lugar (el chakra de la raíz) cuando estas energías no están funcionando juntas debido a insuficiencias emocionales y ambientales. “Como herramienta, hace el trabajo que uno quiere, breve y efectivamente, pero sólo por cortos periodos de tiempo”. Conforme la adicción avanza, la heroína revierte esta conexión y termina desconectando ambos chakras. “Como ocurre con todas las sustancias adictivas, no es la mejor herramienta, pero algunas veces es la única disponible.”

Los autores aseguran que las adicciones van y vienen en popularidad en respuesta a las cambiantes necesidades de la cultura y a las fases de desarrollo de la conciencia humana:

La adicción a la heroína ha forzado a la cultura de masas normalmente desinteresada a mirar de frente ciertos problemas. El crimen que se asocia a los adictos de heroína como algo necesario para mantener el hábito toca los bolsillos de aquellos que de otra manera pasarían sus vidas complacientemente inconscientes de los sufrimientos de otras personas. A menudo las personas que se niegan a ver las vidas de los pobres son aquellas casas en las que hay robos, una llamada a la puerta de su conciencia. Sólo cuando la cultura de masas cambie… la adicción a la heroína saldrá de la experiencia humana. (4)

También sostienen que a menudo las adicciones son puentes interculturales de encarnación y que la heroína es “un puente entre una serie de vidas en el Oriente y la primera de una serie de vidas en Occidente”.

El masivo número de muertes en la Segunda Guerra Mundial y las subsecuentes guerras en Asia hicieron espacio para muchos de estos entrecruzamientos. Estas personas son voluntarios de un intercambio cultural necesario para construir una civilización planetaria en las próximas generaciones. Aquellos con largas raíces culturales orientales enfrentan ajustes a los rápidos cambios de la cultura occidental sin el sustento de la herencia de las habilidades consecuentes, y la adicción a la heroína es una posición de nivel de entrada en la vida occidental… Por eso algunos se sienten atraídos hacia la heroína ya que al menos les resulta familiar, debido a que su origen es el opio, y sirve para obliterar la nostalgia y la sensación de un desenraizamiento tan drástico. (4)

A menudo, cuando el impulso inicial es honrado, dicen Donna y Andrew, “los adictos que se recobran pueden abrirse a la sanación que los convertirá con el tiempo en portadores de nuevas herramientas de enrgía para cambiar a la sociedad”. En el caso de los pioneros de este cambio intercultural que han abusado de la heroína, cuando se recuperen de su adicción puden servir grandemente a la humanidad debido a sus “importantes herencias y habilidades, ya que tienen un rico bagaje de valores del este y desarrollo espiritual, y suficientes habilidades para subsistir y evolucionar”. (4)

Un ejemplo exitoso de esta transculturación es la vida del inglés Sri Aurobindo, cuya vida puede inspirar a las personas que realizan este cambio de encarnaciones este-oseste (consultar el libro Sri Aurobindo o la aventura de la conciencia, Ed. Obelisco, Barcelona, 1990).

Una última cuestión en la que hacen incapié Donna y Andrew es en la relación entre el consumo de azúcar y la heroína:

Los adictos a la heroína son notorios por su gusto al azúcar. Fisiológicamente, esto viene por una necesidad de combustible para el cuerpo. La heroína interrumpe masivamente el metabolismo corporal, deprimiendo el apetito normal. Algún mecanismo de supervivencia en el cerebro alerta sobre la falta de combustible, y el azúcar es la manera más rápida de conseguirla. A nivel del cuerpo energético, ambos, el azúcar y la heroína, crean movimientos en el chakra raíz, pero en direcciones contrarias a las naturales, por eso el deseo de azúcar es un intento de crear balance en este movimiento de energía. Por eso, cuando los adictos dejan la heroína, pueden tener la necesidad de usar los diagramas transformadores del hábido del azúcar también, para sanar cualquier adicción secundaria al azúcar. (4)

DROGAS DERIVADAS DE ORIGEN ORGÁNICO:
COCAÍNA Y HEROÍNA

A los adictos a la cocaína indudablemente no les gustará ser clasificados junto con los adictos a la heroína y viceversa. ¿Cómo pueden estar en el mismo capítulo el mayor estimulante y el mayor depresor? ¿Cómo pueden compararse los esnifadores de cocaína con las gentes que se pinchan heroína en las venas?

Quizá tengan razón, pero debemos organizar el material de alguna manera. Si clasificáramos las sustancias en estimulantes y depresores, entonces los bebedores de café estarían en el mismo capítulo que quienes abusan de la cocaína y de las amfetaminas, ya que ambos son estimulantes, mientras que los adictos al azúcar estarían junto con los usuarios intravenosos de heroína, ya que ambos son depresores.

En lugar de ello, este libro está organizado en función de los grados de daño ocasionados a los cuerpos sutiles. Las sustancias naturales que sólo están mínimamente procesadas (café, tabaco, marihuana) son las menos dañinas, mientras que aquellas que son naturales pero tienen cierto grado de procesamiento químico (azúcar y alcohol) vienen después. La cocaína y la heroína encajan en la línea divisoria entre las naturales y las sintéticas ya que resultan bastante alteradas durante sus respectivos procesamientos. Las más dañinas de todas son las drogas sintéticas, de las que hablaremos en el siguiente capítulo.

Historia y naturaleza de la cocaína

La planta de la coca ha sido cultivada durante cientos de años en las tierras altas de las montañas de los Andes en Sudamérica. Las hojas, cuando se mastican, son un estimulante leve. Los habitantes de esas regiones de gran altitud las utilizan para provocar una sensación de exceso de energía en el aire poco oxigenado. Las hojas fueron introducidas a Europa en el siglo XIX. En 1866 una medicina patentada hecha con hojas de coca y nueces de kola (que aportan cafeína) fue introducida a los Estados Unidos bajo el nombre de Coca-Cola. Las hojas, despojadas de la cocaína, aún se utilizan para dar sabor a la Coca-Cola, aunque la cocaína era una parte principal de la bebida original y era responsable de su enorme atractivo.

La cocaína es el principio activo de la planta de la coca. Fue aislada por primera vez de las hojas de la coca en Alemania en 1844. La cocaína pura aislada de las hojas es muchas veces más poderosa que cuando se ingiere al mascar las hojas. En 1884, el ejército de Baviera comenzó a utilizar la cocaína aislada para ayudar a sus soldados a reducir la fatiga. Sigmund Freud escuchó acerca de ella y la probó en sí mismo y en sus amigos como un antidepresivo y como una ayuda para recuperarse de la adicción a la morfina. Cuando vio la dependencia que surgía con el uso repetido, sus entusiastas artículos iniciales se tornaron amargos. Sin embargo, algunas de sus conocidas ideas psicoanalíticas están inspiradas por la cocaína. Quizá nuestros lectores conocedores de la cocaína puedan ser capaces de descubrir cuáles de ellas.

La cocaína se clasifica legalmente como narcótico, como una droga que adormece los sentidos, pero en realidad es un estimulante, el más poderosos de todos los estimulantes naturales. Sus efectos en el sistema nervioso central son casi instantáneos: Un destello de euforia, dulce y de corta duración, a menudo repetido. No hace mucho se pensaba que era inofensiva, la droga perfecta. Puede ser fatal y ocasionar la muerte repentina, pero aún cuando se le utilice sólo de forma ocasional, con el tiempo tiene sutiles efectos secundarios. A nivel físico, el uso repetido de cocaína daña las fosas nasales, causando congestión crónica y daños en el hígado y los riñones. Ya que es un vasoconstrictor ralentiza el flujo de oxígeno y nutrientes al sistema. En un nivel psicológico y neurológico, los efectos secundarios van desde inquietud y paranoia hasta mareos y ultimadamente, ataques de apoplejía.

En 1914, el Acta Harrison clasificó la cocaína como narcótico y terminó su carrera legal en los Estados Unidos. Veinte años atrás, el uso de cocaína era raro. Era la reina de las drogas de los bohemios, usada por artistas, músicos y rebeldes de clase baja. Pero durante los setenta, el incremento de las restricciones gubernamentales sobre las amfetaminas, incrementó el atractivo de la cocaína. Su alto precio en las calles la convirtió en una droga glamorosa, una droga de élite. De esta manera, el producto de grandes altitudes en regiones remotas del mundo se usó para elevar a las personas que trataban de climatizarse en las atmósferas rarificadas en las que vivían. Lejos de sus raíces, lejos de las expectativas culturales normales con las que crecieron, se encontraron en altos niveles de estructuras corporativas o en lo alto de los edificios de Wall Street.
O, incluso si no se encontraban en tan rarificadas posiciones, aspiraban a ellas.

La cocaína como herramienta de poder

Si estás leyendo este capítulo, probablemente te preguntarás acerca de tu propio uso de la cocaína o el de alguien cercano a ti. ¿Por qué las personas buscan la cocaína? ¿Por qué se convirtió en LA droga de los ochenta? El mundo del espectáculo, el mundo del deporte y el circuito de fiesteros de Estados Unidos se convirtió en el hogar de la cocaína. No tenemos que mencionar nombres famosos. Tú los conoces. ¿Pero por qué tantos se engancharon con la cocaína?

Como todas las drogas, la cocaína es una herramienta de poder. Como una sierra o un martillo, tiene un cierto uso y trabaja de cierta manera. Las personas que se sienten atraídas hacia ella innatamente saben que puede ser usada de esa manera. Altera los niveles de conciencia, expande la visión, modifica el ánimo. La cocaína puede hacer esto. Pero a partir de un cierto punto, usar una droga es como dejar caer una bomba nuclear. Trabaja, hace lo que quieres que haga. Pero el precio de la bomba –sus efectos secundarios, la radiación venenosa– ¿vale la pena?

¿Te gusta la cocaína? Probablemente eres muy creativo y no sabes qué hacer con tanta creatividad. Probablemente estás atascado en una situación vital que sabes que no es para ti, pero no sabes cómo salir de ella. O estás en una situación que ha sido expansiva y te ha traído crecimiento pero ahora sientes la presión para permanecer allí, creciendo, expandiéndote. Y si tu vida parece “normal” en la superficie, la cocaína prueba que no lo es. Tú estás en el filo de la navaja de nuestra sociedad y tú lo sabes, pero no sabes qué hacer al respecto. De hecho, sientes cierta desesperanza, una cierta sensación de frustración. Te despiertas por la mañana y piensas: “Bueno, aquí estoy, brillante y hermoso, ¿y qué? Soy brillante y hermoso trabajo en una tienda de ropa, conduzco un taxi, o soy rico y famoso, pero ¿ahora qué? Me deshice por llegar aquí. ¿Para qué? ¿Dónde está la magia que me dijeron que encontraría? ¿El sentido de mí mismo?”

La cocaína es buena para eso. Cuando estás en un sitio y quieres estar en alguna otra parte. O cuando no estás en ninguna parte y sabes que no perteneces allí. La cocaína es la herramienta poderosa que te da una visión aumentada de las posibilidades. Te permite ver más allá de los límites impuestos por nuestra sociedad. Te hace bailar más tiempo y más lejos hacia la noche. Te hace cantar como una diosa. Pero no es real. La cocaína, de hecho, es la herramienta de poder que muestra tus sueños expandidos, no tu vida expandida. Te lleva hasta la cima de las montañas y te deja caer de nuevo.

¿Te preocupas de cuánta cocaína estás usando? ¿Te preguntas a ti mismo si realmente es mucha? ¿Estás teniendo cambios frecuentes de humor y periodos de irritabilidad? ¿La necesitas para ir de fiesta? ¿Puedes limitar qué tanta utilizas? ¿La usas solo? ¿Estás mintiendo acerca de ella o gastando más dinero del que puedes ganar? Si has contestado que sí a alguna de estas preguntas, tienes un problema con la cocaína. ¿Ya lo sabes y aún así encuentras que no puedes parar, mientras ves cómo sufren tu trabajo y tus relaciones? Este es un problema común con la cocaína. Puedes ver claramente todo lo que está pasando –ES una herramienta que expande la visión– y aún así no haces nada al respecto. Tu vida se convierte en una película. Y tú ya no estás en ella. Sólo estás observando.

La cocaína y la sofisticación

En 10,000 años, si los humanos continúan usando drogas producidas en laboratorios químicos, esas drogas serán genéticamente tan parte de su ambiente natural como los pastos y las malas hierbas. Sin embargo, en el presente, los cuerpos humanos no están acostumbrados a los químicos producidos en laboratorios y no hay un uso correcto para ninguno de ellos, desde las amfetaminas a la aspirina.

Aquellos que están buscando una manera de fluir dentro del flujo de las cosas, deben evitar escrupulosamente ésta y todas las drogas duras. No estamos diciendo que tenéis que regresar a cazar y vivir en cuevas. Lo que queremos decir es que debéis poner en perspectiva vuestra brillante tecnología para percibir la realidad, en lugar de meter esa tecnología en vuestros cuerpos. El cuerpo humano es atemporal y no necesita ingerir el siglo veinte, ni crearlo. Para que se cure hay remedios herbales, meditaciones y técnicas de sanación como la acupuntura y el shiatsu que trabajan mucho mejor que cualquier compuesto químico.

La cocaína, sin embargo, ocupa un interesante lugar en este movimiento de lo natural a lo tecnológico porque es un producto altamente refinado de una sustancia orgánica. Hay hongos que sustituyen el LSD, pero no hay nada parecido a la cocaína. La cocaína es sofisticada. El problema, sin embargo, es que las personas que la usan se ven a sí mismas como un confiable movimiento de cambio liberador hacia nuevas direcciones. Pero en lugar de ser el pie que avanza hacia lo nuevo, son más bien el zapato.

Aquellos que PIENSAN que están al frente del cambio, en realidad sólo están en la suela de goma de la vanguardia. Ese es el problema con la sofisticación. Es la imagen brillante y espléndida de algo que no es. Recuerda, cuando veas sofisticación, en alguna otra parte, pero cerca, algo realmente interesante está pasando. La sofisticación es meramente la pose de la novedad, del saber QUÉ es lo que es nuevo. El sofisticado se pierde en las poses. Las personas más felices continúan encontrándose a sí mismas en la novedad porque continúan encontrando novedades en sí mismas. Todos los usuarios de cocaína deberían hacerse esta pregunta: ¿estoy contento de ser el zapato o soy el zapato pretendiendo ser el pie?

La cocaína, los chakras y el cuerpo energético

Las drogas nuevas son creadas o se vuelven populares conforme se requieren nuevas habilidades sociales en la cultura de masas. Si comprendemos cómo despertar nuestros chakras, no necesitaremos esas drogas, pero como esa información está lejos de nuestras mentes concientes, algunas veces las drogas son las mejores herramientas con las que podemos contar. Hay que mirar el reciente aumento de la popularidad de la cocaína y ahora de su versión más devastadora, el crak. Parece ser que el crak es casi instantáneamente adictivo y mucho más inductor a la violencia. ¿Quiénes los están utilizando y para qué los quieren? ¿Por qué la cultura ha hecho de la cocaína una herramienta de poder ahora? La cocaína es popular entre individuos opulentos con movilidad ascendente, artistas, figuras del cine, de la música y los deportes. También es utilizada por gente empobrecida de las clases urbanas, pero la razón por la que la usan es la misma.

La cocaína es una herramienta poderosa para conectar el chakra raíz con el chakra del tercer ojo, creando visiones terrenales de transformación y nuevo crecimiento. De forma similar, hace confluir a la gente de las clases altas y bajas en las redes de compra venta. Parte de la función de la cocaína es conjuntas los chakras inferiores con los superiores, las clases bajas con las clases altas, en nuevos patrones de estar en el mundo juntos en armonía. Pero como todos sabéis, la herramienta química es destructiva, mientras que la intención que hay detrás es necesaria. Es mejor despertar estos chakras por sí mismos y usarlos juntos que utilizar estas peligrosas sustancias. Los ejercicios del capítulo uno te ayudarán a despertar y sanar esos chakras. Puedes unirlos a través de la meditación, entretejiéndolos con hilos de luz del color que escojas intuitiva y espontáneamente para la necesidad que tengas en el momento.

El efecto en el cuerpo energético es subliminalmente percibido por aquellos que la usan. La gente que tiene el impulso de reunir la cocaína en una línea, tiene el impulso correcto, pero la línea realmente no debe ser aspirada por la nariz. La LÏNEA que están percibiendo es una línea meridiana, como en los meridianos de la acupuntura. La cocaína y la heroína producen extraordinarios aunque aún desconocidos efectos sobre los meridianos cuando se aplican externamente ya que realinean la energía. Sin embargo, con suficiente práctica, el dibujar simplemente una línea de luz a lo largo de los meridianos, con el dedo si es necesario, puede tener un efecto mucho más sanador y no tienes que lidiar con narcotraficantes para poder hacerlo. Usa la luz roja para estimular, la luz azul para deprimir y la luz blanca simplemente para estimular la conexión. Enseñar algo acerca de los meridianos está más allá del alcance de este libro, pero aquellos que estéis interesados en el tema, podéis leer algo al respecto más adelante.

Historia y efectos de la heroína

El opio, que es la fuente de la heroína, es una droga que se obtiene de las cápsulas de adormideras sin arrancar, las cuales contienen una leve resina que se extrae, se seca y se hace polvo. De acuerdo a la clasificación de sustancias que estamos utilizando aquí, los efectos y orígenes del opio lo sitúan en la misma categoría de la marihuana y el hachís, como una sustancia natural mínimamente procesada. Sin embargo, hay pocos individuos adictos al opio y son muchos más los adictos a un derivado suyo, la heroína, por eso la incluimos en este capítulo.

Durante siglos el opio fue usado con propósitos medicinales en Asia y luego en Europa. Aproximadamente 4000 años a.C. se utilizaba en la antigua Sumeria. Fue mencionado por Homero y su uso medicinal fue sugerido por Hipócrates en el 400 a.C. Fue hasta el siglo XVII en Asia y el siglos XVIII en Europa que se comenzó a usar por sus efectos psicológicos, en lugar de sus efectos para mitigar el dolor, y la adicción se convirtió en un problema. El opio fumado fue introducido en los Estados Unidos a principios de los 1800s. La inyección no se hizo popular hasta después de la Guerra Civil. El láudano, una tintura del opio, fue ampliamente utilizada en los jarabes para la tos que se daban a los niños en esa época.

La morfina es el principal ingrediente activo del opio. Este supresor del dolor altamente efectivo y adictivo, fue extraído en Alemania en 1805. La codeína es otro derivado del opio. Es un narcótico menos poderosos, menos adictivo y se usa frecuentemente como una medicación para aliviar el dolor en los jarabes para la tos.

La heroína es un subproducto del opio. Su tratamiento secundario le concede un lugar en este capítulo junto con la cocaína como una sustancia orgánica alterada debido al procesamiento químico. La heroína se produce al tratar morfina con ácido acético para crear un químico tres veces más poderosos que la morfina. Aún se usa de manera restringida como analgésico, especialmente en casos de enfermedades terminales. Sin embargo, es altamente adictiva y por ello es una sustancia controlada, un factor importante en el mercado ilegal de drogas. La metadona, un miembro sintético de la familia del opio, será tratada en el siguiente capítulo.

Los adictos a la heroína son notorios por su gusto al azúcar. Fisiológicamente, esto viene por una necesidad de combustible para el cuerpo. La heroína interrumpe masivamente el metabolismo corporal, deprimiendo el apetito normal. Algún mecanismo de supervivencia en el cerebro alerta sobre la falta de combustible, y el azúcar es la manera más rápida de conseguirla. A nivel del cuerpo energético, ambos, el azúcar y la heroína, crean movimientos en el chakra raíz, pero en direcciones contrarias a las naturales, por eso el deseo de azúcar es un intento de crear equilibrio en este movimiento de energía. Y también por eso, cuando los adictos dejan la heroína, pueden tener la necesidad de usar los diagramas transformadores del hábito del azúcar, para sanar cualquier adicción secundaria al azúcar.

La historia encarnacional de los adictos a la heroína

En el capítulo de la reencarnación hablamos brevemente acerca de las adicciones en general como puentes de encarnaciones interculturales y de la heroína específicamente como un puente entre una serie de vidas en el Oriente y la primera de una serie de vidas en Occidente. El masivo número de muertes en la Segunda Guerra Mundial y de guerras subsiguientes en Asia crearon espacio para muchos entrecruzamientos. Estas personas son voluntarios de un intercambio intercultural necesario para construir una civilización planetaria en unas pocas generaciones próximas. Aquellos con largas raíces culturales orientales enfrentan ajustes a los rápidos cambios de la cultura occidental sin el sustento de la herencia de las habilidades consecuentes, y la adicción a la heroína es una posición de nivel de entrada en la vida occidental. Esto no quiere decir que estos emigrantes culturales no tengan una herencia e importantes habilidades, ya que tienen unos ricos antecedentes de valores orientales y desarrollo espiritual, así como talentos que necesitamos para sobrevivir y evolucionar.

No todos los entrecruzamientos terminan en adicciones, muchos encajan sin dificultades. Sin embargo, algunos son atraídos hacia la heroína debido a que por lo menos les resulta familiar, al tener su origen en el opio, y sirve para nublar la nostalgia y la sensación tan drástica de desarraigo. No estamos diciendo que todos los adictos a la heroína provengan de Oriente, pero un gran número de ellos sí. Para averiguar si esto es cierto en relación a tu personalidad, trabaja con el material del Capítulo Dos acerca del recuerdo de vidas pasadas.

Heroína, una herramienta de poder para los que no tienen poder

La heroína es una herramienta para conectarse con el propio sentido de poder (el chakra del plexo solar) y de lugar (el chakra raíz) cuando esas energías no están funcionando juntas debido a las privaciones emocionales y ambientales. Como herramienta, hace el trabajo que uno quiere que haga, breve y efectivamente, sólo durante cortos periodos de tiempo. Conforme la adicción avanza, la heroína ultimadamente revierte la conexión y desconecta aún más esos dos chakras. Es mucho mejor enseñar cómo activar esos chakras a alguien privado del amor del hogar y de un trabajo significativo en el mundo, que usar esta herramienta química.

Sin embargo, en estos tiempos y de esta manera, la adicción a la heroína ha forzado a la cultura de masas normalmente desinteresada a mirar de frente ciertos problemas. El crimen que se asocia a los adictos de heroína como algo necesario para mantener el hábito, toca los bolsillos de aquellos que de otra manera pasarían sus vidas complacientemente inconscientes de los sufrimientos de otras personas. A menudo las casas de las personas que se niegan a ver las vidas de los pobres son aquellas casas en las que hay robos, una llamada a la puerta de su conciencia. Sólo cuando la cultura de masas acepte la conexión entre estos dos chakras como el derecho verdadero e inalienable de todos los miembros de este planeta, la fase de la adicción a la heroína saldrá de la conciencia y de la experiencia humana. Como dijimos antes, la popularidad de las adicciones decrece en respuesta al cambio de necesidades de la cultura y a las fases de desarrollo de la conciencia humana. Algunas de las adicciones que discutimos ya han pasado de moda, pero la heroína y la cocaína definitivamente están en boga.

Conforme las condiciones globales continúan deteriorándose, probablemente encontraremos que la adicción a la heroína se vuelve un problema más grave antes de que comience a desvanecerse. Conforme la televisión, los satélites globales y otros medios aumentan la conciencia y el anhelo de más y más personas por este enlazamiento de los chakras, más y más personas privadas se sentirán atraídas hacia la heroína. Debido a la televisión y las películas, las personas que alguna vez vivieron en la pobreza sin saber el alcance de su privación, ahora son bombardeadas con esta información. Ya no pueden vivir en la ignorancia. Se está esparciendo a los países del Tercer Mundo en la medida en que les hacemos el dudoso favor de occidentalizarlos.

La atracción hacia la heroína no siempre es resultado de severas privaciones medioambientales. Las privaciones emocionales profundas, la pobreza emocional, incluso en las casas más ricas, puede encaminar a alguien hacia esta forma de adicción. Para el Ser Esencial, en su inmaterialidad, la pobreza es la pobreza y la falta de poder es falta de poder, no importa cuál sea su fuente.

El cuerpo produce pus para advertirnos de que hay una infección subyacente. La heroína es una clase de pus social. Es el grito de llamada a una Madre Teresa. Pero en este punto del tiempo, las personas como la Madre Teresa parecen ser una entre cinco billones, de forma que la persona por la que gritan los adictos probablemente no aparecerá muy pronto. Pero al demandar continuamente un cambio social, la heroína aún funciona como una herramienta de poder. Como ocurre con todas las sustancias adictivas, no es la mejor herramienta, pero es la única herramienta disponible. Puede ser muy difícil para los adictos a la heroína honrar esto, recordar que alguna vez estuvieron buscando algo, y que su búsqueda los llevó a la heroína. Pero cuando el impulso inicial se honra, los adictos en recuperación pueden comenzar a abrirse a la sanación que con el tiempo los convertirá en portadores de nuevas herramientas de poder para cambiar la sociedad. No puedes enseñar con efectividad a menos que hayas pasado por ello. Y una vez que hayas pasado por ello y hayas sanado, se requiere que lo enseñes.

La conexión entre heroína y cocaína

De la manera más simplista posible, se puede decir que si la cocaína es un aspecto del despegue de la sociedad, entonces la heroína es un aspecto de su ruptura. Las ponemos a ambas en este mismo capítulo debido a que sus efectos en el cuerpo sutil son similares. Pero mientras la cocaína te tienta con la promesa de elevarte por encima del resto de la sociedad, la tentación de la heroína es la de arrastrar a todos hacia abajo, al mismo nivel humano básico de hambre y necesidad.

La cocaína promete enseñarte mediante la sofisticación y la prosperidad; la heroína promete enseñarte abriéndote a las lecciones que se aprenden del sufrimiento y la pobreza. Pero ultimadamente todas sus promesas son falsas. La cocaína es como una película de una fiesta elegante, mientras la heroína es un documental de la vida en las barriadas. Cada una de ellas nos habla de la vida, pero ninguna de ellas es real. Es fácil considerar a la heroína como una droga peor que la cocaína, pero ¿cómo puedes medir la destrucción? Es fácil ver la heroína como un síntoma o un factor de la pobreza, pero como todas las herramientas de poder, la lección de la heroína es ésta: que se requiere hacer o cambiar algo. Y entre menos lo veamos, menos nos abrimos a ello y más grande se volverá el problema.

Diagrama transformador de las drogas derivadas de origen orgánico

Como ya se mencionó en capítulos anteriores, parte de dejar la droga y sanar la habituación a ella, consiste en reprogramar los patrones de ondas cerebrales. En ningún caso es más crucial que con las drogas duras que han suprimido las ondas normales durante tanto tiempo como para alterarlas masivamente. El diagrama que se muestra aquí es el diagrama para transformar el hábito hacia las drogas derivadas de origen orgánico. Haz que tus ojos vayan de arriba hacia abajo entre el centro de las dos líneas paralelas sin parar. Repite el movimiento ascendente diez veces por sesión realizando tres sesiones diarias.

El uso adecuado de las drogas derivadas de origen orgánico

No hay un uso correcto de ninguna sustancia químicamente procesada de origen orgánico que involucre su ingestión o absorción por el cuerpo humano. El cuerpo humano aún no es capaz de procesar estas sustancias, tal como no es capaz de digerir platos de plástico. Esto no quiere decir que estas sustancias sean inútiles como herramientas para alterar la conciencia, y el siguiente ritual involucra a un mínimo de cuatro personas. Se requieren por lo menos cuatro para proveer suficiente arraigo físico/eléctrico. Los miembros del grupo no usarán físicamente las sustancias, lo cual provocaría daño físico, sino que en lugar de ello, las usarán en el plano mental. La experiencia es pura, desapegada y libre de daño, de la misma forma que leer acerca de un asesinato no es lo mismo que ser asesinado.

Siéntate en un círculo en el suelo, preferentemente de noche en un salón débilmente iluminado. Sitúa el químico en un lugar elevado en medio del círculo, por ejemplo, en una papelera volteada hacia abajo. Que cada persona cree su burbuja de luz blanca y después recubra la superficie de la burbuja con luz azul. Visualizad todos juntos un círculo mágico alrededor del grupo, un tubo de luz azul neón a nivel del corazón. Respirad profunda y lentamente, sintiendo cómo vuestros cuerpos se llenan de conciencia.

Proyectad entonces un tentáculo de conciencia fuera de vuestros cuerpos hacia la sustancia y regresad de nuevo con ella hacia vuestros cuerpos. Experimentad y procesad las propiedades alteradoras de la conciencia de esa sustancia. Este tentáculo de conciencia puede salir de vuestros cuerpos a través de cualquiera de vuestros chakras, a través de varios o de todos ellos sucesivamente. Algunos preferiréis que esta selección ocurra de forma espontánea y en otras ocasiones podéis escoger dirigir el proceso. Si la energía sale por el corazón, la experiencia será diferente que si sale a través del entrecejo o del plexo solar. En una sesión particular, uno puede enfocarse en cierto problema en particular, por ejemplo, el amor, utilizando el chakra relacionado.

Como en todos los rituales, cuando éste llegue a su conclusión natural, no os olvidéis de disolver el anillo de luz de vuestras burbujas individuales. Este ritual no debe ser hecho más de una vez al año, y la mejor ocasión probablemente sería el cumpleaños de alguien dentro del círculo.

EJERCICIO: Un sustituto de luz para las drogas procesadas de origen orgánico

Las personas que dependen de estas drogas están en busca de algo que aún no existe, algo nuevo y todavía no descubierto, ya sea en el mundo o en sus propias conciencias. En muchas partes del planeta hay rituales religiosos que incluyen sustancias para inspirar la visión o alucinaciones. (Podéis referiros al libro Don Juan de Carlos Castaneda del Fondo de Cultura Económica.) El siguiente ejercicio está diseñado para hacer lo mismo, usándolo repetidamente y con extrema paciencia, sentado como un monje zen, haciéndolo una y otra vez.

Estos son los pasos que hay que seguir:

Siéntate en tu burbuja de luz blanca. Siente la seguridad y protección de tu burbuja.

Cuando te sientas confortable dentro de ella, visualízate a ti mismo flotando en tu burbuja en la superficie de un profundo mar oscuro e infinito.

El lugar en el que estás entrando es completamente desconocido. Nadie ha visto nunca antes este lugar. Aquí no hay ninguna luz, ninguna luz que no sea la que brilla en tu burbuja.

En esta semi-oscuridad te pasarán cosas. Algunas serán bellas, otras serán espantosas. Recuerda que cualquier cosa que veas no es real en el mundo en que vives, sino sólo en el mundo de la mente. Si no puedes mantenerte completamente en calma, aún no perteneces aquí. Regresa al lugar de donde viniste, sabiendo que nada que no hayas creado desde dentro puede hacerte daño, pero aún no eres lo suficientemente fuerte para enfrentarlo. (Si es así, sáltate lo que sigue y ve directo hacia el final del ejercicio.)

Trata de aferrarte a algunas de tus percepciones. Hermosas u horrorosas, todas puedes ser futuras herramientas de aprendizaje, futuras visiones.

Cuando hayas viajado lo suficientemente lejos, mece tu cuerpo hacia delante y hacia atrás suavemente para regresar a tu sentido de este mundo. Siente entonces el mar cediendo alrededor de ti y abre tus ojos al mundo físico.

No hagas este ejercicio más de una vez al día. No lo hagas durante más de tres minutos cada vez. No porque te pueda dañar, sino debido a la energía que puedes perder al ser un faro de luz en mundos no iluminados.

Conforme concluye este ejercicio, puedes necesitar sentarte en tu burbuja por un rato hasta que la luz crezca fuerte a tu alrededor y también dentro de ti para equilibrar las cosas afuera.

Esencias y piedras útiles para los adictos a estas sustancias

Si te gusta la cocaína y estás listo para probar un sustituto de cristal, prueba este: Necesitas conseguir una pieza de selenita del tamaño de las dos últimas secciones de tu dedo meñique y una pieza de aventurina más o menos del mismo tamaño.

Mantén la selenita en tu mano izquierda y la aventurina en tu derecha. Imagina que estás inhalando energía a través de tus palmas y que estás dirigiendo esa energía hacia tu cabeza. Deja que se derrame de allí hasta que llene todo tu cuerpo, flotando a través de él como nubes de luz brillante.

Para aquellos que usaron heroína durante un tiempo considerable, hay una necesidad de limpiar la alteración de las ondas cerebrales. Debido a que el efecto es el opuesto polar al de la cocaína, haz el mismo ejercicio pero con el patrón inverso poniendo la aventurina en la palma izquierda y la selenita en la derecha.

Las esencias también pueden ayudar. Las del plexo solar son SUNFLOWER, para la auto-confianza, y para hacerte cargo de tu propio poder, puede ser útil GOLDEN BUD. Para el arraigamiento del primer chakra, usa SQUASH, CORN y MANZANITA. Para tener claridad y dejar de sentirte fuera de ti mismo, como en el espacio, utiliza OPAL y CLEMATIS.

QUÉ SON LOS CUERPOS SUTILES Y LOS CHAKRAS
Y CÓMO RESULTAN AFECTADOS POR LAS ADICCIONES

El cuerpo energético o Aura

Además del cuerpo físico, tenemos otros cuerpos en otros planos de existencia que interpenetran y afectan al nuestro. El cuerpo energético o aura rodea al cuerpo físico y, aunque es ligeramente más grande, tiene una correspondencia con él. Las personas psíquicamente despiertas pueden ver, sentir e incluso escuchar el aura. En realidad tiene varias capas, correspondientes al cuerpo físico, el cuerpo etérico (un doble energético del cuerpo físico), la mente y las emociones, así como una capa llamada cuerpo causal que trabaja para traer nuestras visiones y pensamientos a la forma. Las diferentes capas han recibido diversos nombres.

Las adicciones dañan estos cuerpos sutiles. Las personas psíquicamente despiertas a menudo perciben agujeros o fugas en el contorno del cuerpo energético de un adicto localizados donde el abuso de las herramientas de poder ha roto las sensitivas membranas de energía. Las fugas pueden ocasionar que misteriosamente se drene la energía o una hipersensibilidad a la influencia de otras personas. Los adictos y aquellos íntimamente conectados con ellos frecuentemente tienen problemas con los límites y los agujeros en el aura son parte de este problema. Las áreas dañadas también pueden ser vistas quizá como puntos oscuros en el aura, o percibidas como un calor o un frío anormal.

Si intentas recuperarte de las adicciones, estos cuerpos deben ser reparados junto con el cuerpo físico o no podrás recuperar la salud. Incluso puedes sentirte sutilmente atraído de vuelta a la adicción como forma de lidiar con los bloqueos o la energía drenada. El trabajo con los cuerpos energéticos es parte de la práctica de las terapias de polaridad, imposición de manos, reiki, el sistema Mari El y la sanación con cristales. Aquí también presentaremos algunos ejercicios que te ayudarán.

EJERCICIO: Limpiando el aura

Sigue los siguientes pasos:

Rodéate con tu burbuja de luz y respira profundamente hasta que sientas un cambio en tu conciencia.

Imagina que tienes un gran cepillo cilíndrico, como los que se usan para limpiar los biberones de los bebés. Imagina que está hecho de luz blanca brillante.

Divide la parte frontal de tu campo de energía en cuatro secciones. Friega cada sección diligentemente con el cepillo y luego limpia con mucho cuidado también las intersecciones entre las cuatro secciones.

Dale la vuelta a tu burbuja de forma que puedas ver la parte que aún no está limpia detrás de ti. Repite el paso previo. Después friega las partes en las que se unen las mitades frontal y posterior de la burbuja.

Utiliza una luz blanca con una acción tipo jacuzzi para limpiar completamente la burbuja. Ocúpate de drenar la luz blanca hacia abajo por los lados hasta que la luz líquida corra clara y limpia.

Nota qué diferente se siente estar en una burbuja limpia, esto es, en un aura limpia.

Otra herramienta para limpiar tu campo energético es tomar un baño de tina disolviendo agua de mar, agua mineral o un cuarto del contenido de un frasco de sales de epsom en el agua de la bañera. También puedes quemar salvia y hacer que alguien te pase el humo alrededor de tu campo energético. Finalmente, un pedazo de turmalina verde es excelente para limpiar tu campo energético. Sostenlo en una mano y pásalo alrededor de la burbuja.

EJERCICIO: Limpiando las energías de otras personas

Cuando estás en público, especialmente en atmósferas agitadas o en transportes públicos abarrotados, puedes recoger energía contaminada. Si tu aura está debilitada por la adicción, también puedes absorber una gran cantidad de energía de la gente cercana a ti, particularmente cuando están disgustados a tu alrededor.

Puede ser que necesites hacer el siguiente ejercicio una vez al día, quizá antes de ir a dormir, cuando has estado en lugares públicos o en periodos de intensa interacción con otros.

Sitúate en tu burbuja y báñate con un gran rayo de luz blanca brillante. Sitúa en otra gran burbuja frente a ti a las personas con quienes hayas estado en contacto ese día. (Esto también funciona situando dentro de la burbuja externa a gente importante pero difícil de tu pasado como padres o parejas).

Imagina que tienes un gran imán en tu plexo solar que está atrayendo de regreso a ti toda tu energía que se haya quedado con esas personas. Ahora imagina que en lugar de tomar tu energía esas personas atraen energía de sus propios Seres Esenciales.

Imagina que la otra burbuja también tiene un gran imán en la parte exterior y que está sacando fuera de ti toda la energía que has absorbido de estas personas. Si la energía se siente difícil y tu estás renuente a que ellos la reabsorban, imagina que tienen un jacuzzi dentro de su burbuja que está drenando el agua bajo sus pies.

Ahora mueve su burbuja detrás de ti, donde es aún más poderosa, y donde drenará la energía que has absorbido psíquica e inconscientemente.

Ahora baja energía fresca e inspiración de tu Ser Esencial y luego disuelve la burbuja.

EJERCICIO: Remendando tu aura

Mientras llevaste a cabo la limpieza de tu cuerpo energético con estos dos ejercicios, quizá puedas haber percibido agujeros o fugas en tu aura. El siguiente ejercicio, realizado tantas veces como sientas la necesidad, te ayudará a remendar este cuerpo. De hecho, cada vez que te sientes dentro de tu burbuja de luz estarás fortaleciendo tu aura.

Una vez más, sitúate en la burbuja. Encuentra los lugares donde parezca haber daño, agujeros, fugas o quizá solo lugares donde se sienta delgada. Puede ser que los veas, que sientas el movimiento de energía o las diferencias en la temperatura.

Donde haya agujeros grandes, primero tienes que usar un empaste de luz para taparlos. Una pasta de luz te ayudará a cubrir los pequeños agujeros y las grietas. Haz un trabajo minucioso para enmendarlos.

Ahora imagina que tienes un rodillo de pintura hecho de luz blanca brillante y un cubo con pintura blanca brillante. Cubre el rodillo de pintura de luz blanca, permite que se absorba dentro del rodillo y pásalo dando una gruesa capa alrededor de tu aura.

Deja que se seque y luego siente la gloria de la brillantez y la paz de tu recién restaurado cuerpo energético.

Los chakras principales

Ciertos centros en el cuerpo energético llamados chakras, de forma muy parecida a como los órganos gobiernan el cuerpo físico, gobiernan los sentidos sutiles por medio de los cuales damos y recibimos información que no es aparente en el plano físico. Sirven además como salidas para dar y recibir energía. En los puntos en los que se encuentran los chakras, la energía fluye hacia adentro y hacia fuera entre el cuerpo físico y los planos no materiales conectándonos con la divinidad en nosotros mismos y en otros. Esencialmente son los canales para la visión de la que hemos hablado anteriormente. Cuando te sintonizas con tus chakras puedes sentirlos como esferas o pulsaciones de energía de un diámetro de dos y medio a cuatro centímetros.

La gente creativa, los visionarios y los psíquicos tienen chakras muy sensitivos que son fáciles de dañar. Ellos sienten todo tan agudamente que les resulta doloroso y pueden drogarse, beber o comer de más para amortiguar el dolor. Las personas con chakras de aguda sensibilidad no son muy bien apreciados en nuestro mundo y se les puede considerar raros. Pueden sentirse aislados y orientarse hacia las adicciones en un intento por compensar su soledad.

La localización de los chakras principales se muestra en el siguiente diagrama:

Cuando las herramientas de poder como las drogas o el alcohol se mal utilizan, los chakras se bloquean y tendemos a sentirnos separados, tanto de la humanidad como de lo Divino. También nos sentimos separados del flujo de la fuerza de vida que el cuerpo energético provee. El abuso de químicos, incluyendo el de aquellos no considerados como drogas,.atasca los chakras, fijando al usuario principalmente en los tres chakras inferiores. Sin duda, comprenderás el origen de ciertos síntomas en las descripciones que siguen.

El CHAKRA RAÍZ, en la base de la columna, gobierna la supervivencia, la protección y nuestro arraigamiento en el mundo. La gente fijada en este chakra a menudo está apegada a lo terrenal, inerte y materialista, los que tienen un funcionamiento débil del chakra raíz a menudo son inseguros, temerosos y se preocupan del pasado y de sí mismos, y no están bien arraigados. Popularmente se les llama “idos”. El daño del chakra raíz puede estar conectado con la adicción, igual que una infancia traumática. Muchos estudios han demostrado que varios grupos étnicos, por ejemplo los irlandeses-americanos o los ítalo-americanos, tienen una taza más alta de alcoholismo en Estados Unidos que en sus propios países. La alta proporción de adicciones entre los latinoamericanos de Nueva York y otras ciudades tiene una relación similar con los traumas del chakra raíz. Otros traumas de este chakra que pueden predisponer a la gente a la adicción son la guerra, la pérdida temprana de un padre, tener un padre severamente abusivo o adicto, o vivir lejos del cuidado de los padres durante la infancia. Las personas adictas que hayan sufrido traumas de este tipo, pueden usar los ejercicios que se darán más adelante para reparar el chakra raíz.

El CHAKRA SEXUAL, ubicado cinco centímetros debajo del ombligo, gobierna las actitudes y deseos sexuales. La persona negativamente fijada en él está atrapada en la sexualidad y en los sentidos y basa la mayoría de sus interacciones y percepciones en ello. Alternativamente, o en un estadio más avanzado de adicción, puede haber parálisis de sentimientos en esta área. Las experiencias traumáticas que pueden dañar este chakra son el incesto, la violación, un parto difícil o un embarazo interrumpido. Las personas adictas que hayan sufrido traumas de este tipo, pueden usar los ejercicios que se darán más adelante para reparar este chakra.

El PLEXO SOLAR, justo arriba de la cintura, gobierna el poder personal, el equilibrio y la autoestima; y cuando está bloqueado o dañado conduce al auto-odio y a un correlativo egocentrismo o a un sentimiento de impotencia y falta de auto confianza. También gobierna el deseo de éxtasis y el deseo de cosas materiales. Negativamente acentuado, esto produce una codicia adictiva en la que nada es suficiente para satisfacer a la persona. Los traumas en el plexo solar incluyen haber tenido padres hipercríticos, ser un hijo no deseado, tener un ego herido debido a un rechazo en el amor, o una relación fallida. El daño al plexo solar está asociado a los disturbios de sueño y al deseo de bloquear la conciencia. Los primeros tres chakras son los que están más sintonizados con las partes primitivas de la naturaleza, aquellas a las que fácilmente nos esclavizamos.

El CHAKRA CARDIACO es crucial en la adicciones y se mencionará a menudo en este texto. Se localiza en la misma área que el corazón físico y es la verdadera fuente de sensaciones como el dolor del corazón. El chakra cardiaco está ligado a la habilidad de dar y recibir amor. Las heridas en este centro pueden incluir el rechazo de un amante o de un padre, y la pérdida de alguien amado. Crecer en el hogar de un padre adicto significa que el chakra cardiaco ha sido insuficientemente nutrido.

El CHAKRA DEL TIMO se localiza entre los chakras del corazón y la garganta. Estamos acostumbrados a pensar en siete chakras mayores, pero parte de nuestro crecimiento colectivo en estos momentos incluye el despertar de este nuevo centro de energía dentro de nosotros. Algunos llaman a este centro el corazón superior, el corazón sagrado, el corazón secreto o el área del testigo. También puede ser llamado el chakra de la responsabilidad global.

Mientras el corazón tiene que ver con el amor personal, el timo tiene que ver con nuestra conexión planetaria. Es el chakra de la paz, del amor universal y la compasión. Así como el corazón nos conecta con otros en el nivel de los sentimientos, el timo nos conecta con el resto del mundo en el nivel de la acción. Está relacionado con nuestra capacidad de ser lo que llamamos Guerreros de la Paz. La palabra timo viene de una raíz griega que significa espíritu o coraje.

La voluntad, la buena voluntad y el uso de la voluntad, son todos aspectos de este chakra. Pero la forma en que usamos la palabra VOLUNTAD incluye tanto la buena voluntad como la mala voluntad, mientras que la función de este chakra está más allá de la dualidad. Si alguien mal utiliza el amor, sabemos que eso no es amor, sino una motivación de necesidad, control o posesividad. Lo mismo ocurre con las funciones de este chakra. Puede ser llamado Movimiento Divino en lugar de voluntad, hasta que emerja el término adecuado para él en nuestra conciencia grupal.

El chakra del timo originalmente estaba conectado con el chakra cardiaco, su vecino de al lado. Sin embargo, los estudios médicos han descubierto recientemente que el corazón tiene funciones endocrinas glandulares que pueden ser identificadas con el chakra cardiaco, así como el timo está identificado con el chakra del timo. La glándula del timo es parte importante del sistema inmunológico. Participa en el reconocimiento del cuerpo de lo que es parte de él y lo que no y por lo tanto no es seguro y tiene que ser eliminado. La glándula es grande en los niños y parece encogerse cuando crecemos. Mientras somos amamantados nos llega cierta cantidad de inmunidad de la leche materna. Cuando termina el periodo de lactancia esto nos priva de esta fuente adicional de inmunidad. Esta pérdida puede forzar a nuestras glándulas del timo a trabajar de más y esto puede estar involucrado con el rápido aumento de las enfermedades de inmunodeficiencia. (Otros factores que pueden contribuir son las inmunizaciones de rutina que se practican en las enfermedades menores de la niñez, que impiden al cuerpo desarrollar sus propios sistemas defensivos y el abuso de antibióticos, que también afecta el sistema inmunológico.) En otro nivel, sin embargo, el desarrollo de la glándula del timo y el sistema inmune son parte del proceso de despertar de conciencia de este chakra. Conforme este nuevo chakra se despierta en más y más de nosotros, la glándula del timo se volverá más fuerte, de tal forma que nuestros cuerpos serán capaces de tolerar mucho más de lo que ahora consideramos extraño.

Aún hay alguna confusión entre nosotros acerca de este nuevo centro emergente -el cual sentimos sin ser concientes de él- y el corazón mismo, ya que este centro es una expansión natural de la energía del corazón. Muchos adictos, al ser vanguardistas, pueden estar abriendo este chakra sin saberlo, lo cual puede contribuir a su bien conocido problema de falta de fronteras entre sí mismos y otros. Este chakra nos enseñará nuevas maneras de ser en relación con todos los demás en el planeta.

Muy a menudo, los sanadores y los maestros de la Nueva Era hablan mucho acerca del amor y aún así parecen distantes o fríos en el nivel personal. Pueden estar trabajando el chakra del timo, creyendo que están usando sus corazones. De la misma forma, muchas personas que sufren muertes físicas y son resucitados (especialmente por estimulación eléctrica en el área del corazón/timo) “regresan” con el chakra del timo abierto y luego sufren problemas en sus relaciones más cercanas porque ahora operan más desde el amor universal que desde el amor personal. Conforme este chakra despierte en más y más de nosotros, habrá un equilibrio entre la función del chakra cardiaco del amor como sentimiento y la función del chakra del timo de amor como acción. Entonces crearemos una red global de responsabilidad mutua que nos llevará a nuevas formas de vida en el mundo de la que la mayoría de nosotros podemos siquiera imaginar.

Ya que el chakra del timo recién se está abriendo, raramente está dañado, sino que lo más común es que aún no funcione. Todas las sustancias adictivas interfieren con el despertar de este chakra. Tienden a encerrarnos en nuestro propio pequeño mundo y en nuestros propios pequeños dramas, que nos mantienen alejados de la capacidad de despertar una visión global. Parte de nuestra sanación consiste en despertar y equilibrar este chakra, para absorber e irradiar hacia fuera su frecuencia. Conforme este chakra se abre más y más, tu capacidad de participar en la transformación global se incrementará, y puedes encontrar que las experiencias de tu adicción son transmutadas en aquello que serás capaz de compartir y enseñar.

El CHAKRA DE LA GARGANTA afecta la habilidad de comunicar la verdad y hacerlo con amabilidad. Las experiencias que contribuyen a bloquear este centro incluyen secretos tóxicos de familia o ser forzado a esconder tus sentimientos o tu verdadero ser en tu familia o en tus relaciones. Cuando hay un bloqueo de energía en el chakra de la garganta, la persona también se siente aislada, incomprendida por otras personas y bloqueada para la creatividad. Cantar y los matras abren el chakra de la garganta.

El CHAKRA DEL ENTRECEJO está dentro del cerebro, en medio de las cejas, donde se localiza la glándula pineal. A menudo se le llama a este chakra el TERCER OJO. Es el asiento de la creatividad mental, la capacidad de visualizar y la fuente de las habilidades psíquicas. Es la localización de la mente, el gurú interior, la puerta de entrada a nuestro viaje espiritual.

El CHAKRA CORONA, localizado en la cima de la cabeza, es el punto de contacto con el Ser Esencial, que está más allá de la mente, la fuente de la conciencia cósmica y nuestro centro espiritual. Ambos, el chakra del entrecejo y éste se abren mediante la meditación. Cuando las personas dicen que están “hablando desde la parte superior de sus cabezas” están aludiendo a la inspiración que resulta de sintonizar esto dos centros.

Aún hay más chakras

Además de estos chakras mayores, hay muchos otros chakras secundarios a los que nos gustaría referirnos. En el lado izquierdo del cuerpo, entre el chakra cardiaco y el chrakra del plexo, se encuentra el chakra del bazo. Funciona como una armonizador interno de la energía y un equilibrante. Mientras otros chakras tienen fuertes salidas de energía, el chakra del bazo atrae energía cósmica, así es que te puede interesar sintonizarte con él y abrirlo cuando necesites más energía, de forma que sientas que la estás respirando a través de este punto.

En la palma de cada mano y en la planta de cada pie, hay otros centros. Los que están en las manos se relacionan con la creatividad, la auto expresión y las maneras en que tomamos contacto con el mundo. Los de los pies se relacionan con la manera en que tocamos la tierra y nos movemos por nuestras vidas de una forma arraigada. Es importante explorar estos chakras para abrirlos y sanarlos. Puedes adaptar los ejercicios que se darán más adelante en este capítulo para trabajar con estos cuatro.

Todas las coyunturas del cuerpo también tienen chakras, los tobillos, las rodillas, la cadera, los hombros, la cintura y los codos. Estos son chakras más pequeños, pero puedes utilizar las mismas técnicas con ellos hasta que tu cuerpo entero brille de luz. También hay un chakra que flota sobre tu cabeza, más arriba del cuerpo físico. Algunos lo llaman el punto transpersonal, otros el punto estrella. Así como el chakra corona nos conecta con el mundo del espíritu, este nos lleva un paso más allá. Conforme cobramos conciencia de él, nos movemos a una conciencia en la que ya no existe la dualidad que nos conecta con todos los mundos y dimensiones. Este chakra, igual que el chakra del timo, rara vez está dañado, sino más bien no está despierto. Así es que sintonízate con él, siéntelo brillar, siéntelo desplegarse pétalo por pétalo.

Los chakras y la historia, cambios en el énfasis de los chakras

Como descubriremos cuando hablemos acerca de diferentes sustancias, cada adicción tiene su momento. Y lo mismo ocurre con los chakras. Por supuesto, todos los chakras deben ser integrados a fin de tener una personalidad sana, pero hay diferencias en el énfasis que se les da a diferentes áreas. En los comienzos de nuestra historia en el planeta, el chacra raíz era el crucial mientras nos aveníamos a estar en la forma física y aprendíamos a lidiar con las realidades de la tierra para sobrevivir en ella. Hemos hecho progresos con el chakra raíz conforme dominamos nuestro ambiente, aunque a menudo damos dos pasos adelante y uno hacia atrás, testimonio de ello es el problema de los sin techo. Naturalmente, aquellos que se encuentran en países subdesarrollados o en áreas empobrecidas de los países desarrollados donde la supervivencia es dura, dedican la mayor parte de su energía únicamente al trabajo con el primer chakra.
Normalmente, en los territorios prósperos, nuestra mayor tarea tiene que ver con el chakra del corazón, para aprender a amar a todos los demás seres incondicionalmente; con el timo, que participa en la unión y la sanación globales; y también con los chakras superiores. La atracción masiva por la marihuana durante los sesenta sobrevino cuando colectivamente sentimos su capacidad de afectar al timo. Recurrimos a la marihuana para que nos impulsara a la unión global e hicimos ciertos progresos.

Aunque los adictos, especialmente las personas de tipo visionario, pueden tener destellos de estos centros superiores, es difícil utilizarlos bien a menos que se tenga cierta maestría sobre uno mismo. Pocos en nuestra cultura han desarrollado completamente estos centros superiores porque se requiere practica en disciplinas espirituales con herramientas como la meditación y nosotros no formamos parte de una cultura meditativa. Esta es una de las razones por las que las adicciones son tan dominantes aquí, ya que sin herramientas como la meditación es difícil entrar en contacto con tu visión y recibir la inspiración necesaria y la fuerza para manifestarla.

Los efectos de varias sustancias en los chakras

El alcohol y las drogas más pesadas rompen el flujo vertical de energía entre los chakras a lo largo de la columna vertebral. Cada sustancia adictiva tiene una afinidad inicial con uno de los chakras, el cual es el primero que se ve afectado cuando se abusa de la sustancia. Los miedos asociados a un chakra en particular pueden tener algo qué ver con la elección de tus adicciones. Las personas con múltiples adicciones tienen múltiples miedos. Al tratar varias de las diferentes adicciones, nos referiremos más específicamente a los chakras que afecta cada sustancia. Sin embargo, en general, entre más dura sea la sustancia, será más bajo el centro con el cual tenga una afinidad. Las drogas duras como la heroína o los barbitúricos, barren con todos los centros y con el flujo vertical entre ellos. Con el tiempo, cualquier adicción puede dañar todos los chakras.

También debes saber que el efecto de desbordamiento inherente al bloqueo de un chakra en particular puede ocasionar un estancamiento de la energía en los chakras que estén a cada uno de sus lados. De tal forma que si el chakra cardiaco está herido, ya sea por la adicción o por un trauma, eventualmente la energía se estancará también en el plexo solar, con implicaciones para la auto-estima y resultará en un comportamiento egocéntrico. El timo, como aún no está despierto, puede quedar aún más paralizado. Y por otro lado, el chakra de la garganta también puede estar afectado, de forma que la persona deja de hablar de sus sentimientos.

SI el chakra sexual se daña, ya sea por adicción o por trauma, puede ocasionar efectos sobre el chakra raíz y sobre el plexo solar. En general, las substancias clasificadas como estimulantes –desde el café hasta la cocaína y las anfetaminas– llevan la energía hacia abajo por la fuerza. Cuando el desbordamiento persiste durante mucho tiempo, puede haber una búsqueda de apoyo en los centros que están arriba y debajo de la línea. Es muy parecido a lo que ocurre cuando una tubería está obstruida o hay un corto en un cable eléctrico.

A este daño se deben muchos de los problemas comunes entre los adictos y aquellos que los aman. El egocentrismo, el progresivo confinamiento a mundos más y más pequeños alejados del contacto humano y los problemas sexuales (ya sea impotencia o promiscuidad) resultan comprensibles en el contexto del malfuncionamiento de los chakras. Más adelante daremos ejercicios, remedios florales y tratamientos con piedras y cristales para ayudar a reparar los chakras. Conforme la persona se recupera, a menudo hay crisis correspondientes al chakra que esta siendo sanado. Por ejemplo, a menudo hay periodos de rabia irrazonable, ataques de ansiedad y otros relacionados con la propia sexualidad.

Las adicciones y el chakra cardiaco

En las personas que no han sido dañadas por las drogas u otros químicos, la energía fluye de los chakras inferiores hacia el centro cardiaco y desde el corazón hacia otros. Se establece un intercambio de energía amorosa. Cuando se interrumpe el flujo ascendente, la persona se torna cada vez más aislada y egocéntrica y puede beber, drogarse o comer de más para detener el dolor que produce la interrupción energética.

Las adicciones son un creciente problema para todos nosotros y un factor que contribuye es la virtual desaparición del amamantamiento en países como Estados Unidos. El pecho está cerca del corazón y la amorosa y gentil estimulación del bebé al seno de la madre hace mucho para abrir el corazón de la madre hacia el bebé y mantenerlo abierto. El amor y el amamantamiento eran inseparables, el bebé automáticamente recibía un flujo de energía amorosa varias veces al día cada que comía. Esa apertura automática no tiene lugar cuando se le alimenta con biberones y no hay ningún intercambio pacificador. Como resultado de ello, muchos adultos y niños de este tipo de culturas han sufrido de inanición en los chakras, lo cual implica un déficit en el aprendizaje automático de cómo fluye la energía a través de esos chakras. Al no haber aprendido, no sabemos cómo darlo o recibirlo, entonces todas nuestras relaciones adolecen de profundidad. Podemos aprender a abrir el flujo utilizando los ejercicios que daremos más adelante.

Un centro cardiaco dañado se convierte en un imán, en lugar de ser un surtidor que vierte hacia fuera. Así es que los adictos se convierten en sanguijuelas de otros de maneras desesperadas y distorsionadas que terminan torciendo sus relaciones. En un nivel subliminal, el adicto percibe que intentando ganar tu simpatía tendrá como resultado más energía conforme tu corazón literalmente “va hacia él”. Por esta razón, puede ser increíblemente drenante trabajar o estar cerca de una persona adicta, lo que le predispone a más pérdidas. Cuando la otra persona no puede soportar más ser drenada, la relación puede terminar. El adicto, tambaleándose por una nueva herida del corazón puede profundizar aún más en la adicción.

Tener el centro cardiaco cerrado es uno de los círculos viciosos de la adicción. De hecho, una herida del corazón puede ser una de las maneras en que comienza la adición en primer lugar. Muchas personas comienzan a abusar de las sustancias tras la pérdida de alguien amado. Muchas personas jóvenes encuentran que las drogas se convierten en un problema una vez que han abandonado la nutrición del hogar paterno, o cuando el hogar deja de ser una fuente de nutrición.

Los hijos y los esposo de los adictos tienen una predisposición natural a la adicción. Una de las razones es que vivir con un adicto asegura desnutrición del centro cardiaco. Otras personas que crecen en ambientes donde no hay amor o que sufren pérdidas a temprana edad, también pueden tener desnutrido el centro cardiaco, lo cual les predispone a la adicción. Al crecer aprendemos de aquellos que nos rodean y en tales hogares no se puede aprender cómo dejar fluir la energía del corazón.

Las personas homosexuales son otro grupo con una alta taza de adicciones: uno de cada tres es alcohólico y puede abusar de las drogas. Las heridas del corazón pueden jugar un papel en ello, porque a menudo los amigos y los familiares les rechazan cuando revelan su homosexualidad y también debido a la forma en que tienen que negar o distorsionar sus verdaderos sentimientos, lo cual hace que sufran de aislamiento. Relacionarse principalmente con otras personas homosexuales que han sufrido heridas del corazón similares puede contribuir a la desnutrición energética. La comunidad gay puede revertir esta tendencia concientemente alimentando los centros cardiacos los unos de los otros, así como practicando los ejercicios presentados más adelante.

Las personas que “vierten su corazón en su trabajo” también pueden sufrir desnutrición del corazón, ya que no hay un flujo de ida y vuelta, el trabajo no les puede retornar su amor. Por lo tanto, los adictos al trabajo y aquellos que tienen que vivir con ellos, a menudo se convierten en alcohólicos o adictos. Desconectado del adicto al trabajo, que se la pasa en el cuartel o en la oficina, no importa, la persona se drena y se queda vacía, recurriendo a la sustancia para soportar el dolor.

Incluso aún cuando la adicción ha parado, el problema del centro cardiaco continuará a menos que haya un esfuerzo conciente por re-educarlo y re-entrenarlo. En algunos hay una reapertura espontánea en la forma de un poderoso despertar espiritual o de una gran relación amorosa. Sin embargo, demasiado pronto el brillo se desvanece y el centro cardiaco puede cerrarse. No obstante, para muchos no se reabre a menos que se entrene. Las personas que han dejado la adicción pero no han reabierto su centro cardiaco pueden sentirse miserables, porque están desconectados del amor y no tienen nada para soportar el dolor. La tentación de regresar a la adicción puede ser muy fuerte, causando múltiples recaídas. Los ejercicios de sanación que haremos más adelante están diseñados para restaurar ese flujo.

El bloqueo del ombligo y la adicción

Durante el desarrollo fetal y la infancia, hay otro centro energético funcionando en el cuerpo humano, el chakra del ombligo. Es el que nos nutre en un nivel energético, permitiéndonos crecer tan rápidamente. Para el segundo año de vida ya debiera de estar cerrado, permitiendo que la energía fluya hacia arriba a los chakras superiores que comienzan a funcionar después del alumbramiento. Por eso la edad de los dos años es particularmente crucial y cualquier pérdida o separación a esa edad incrementa la vulnerabilidad del niño. Si ha ocurrido una pérdida o si el chakra del ombligo ha sido descuidado o sobrealimentado, esta área puede quedar bloqueada después de que el chakra se haya cerrado, evitando que la energía fluya libremente hacia arriba, privando a los chakras superiores y causando problemas más tarde en la vida.
De la misma manera, cuando el chakra del ombligo no ha sido suficientemente nutrido en la infancia, esto se convierte en una fuente extra de estrés y la persona busca relaciones o substancias para llenar el vacío. En tales casos, el chakra cardiaco tampoco se ha desarrollado propiamente, así es que la persona no sabe cómo dar o recibir amor. Esto sucede a menudo con los niños de los adictos, en donde uno o los dos padres sufre de bloqueos en el flujo energético.

Algunas veces, un chakra del ombligo sobre alimentado puede producir los mismos resultados que uno desnutrido. Los padres que sólo se pueden relacionar a nivel del ombligo debido a sus propios bloqueos sobre estimulan el chakra del ombligo del niño a expensas del desarrollo de otros centros. Conforme la persona crece y se convierte en adulto, la sobre estimulación del ombligo puede conducir a la adicción hacia la comida, las drogas o el alcohol con la finalidad de reproducir ese infantil estado de inconsciencia. La persona que está condicionada a relacionarse primordialmente a nivel del ombligo puede sufrir sintiéndose aislada o no amada cuando se confronta con adultos que se relacionan a través de otros chakras. Los atracones de comida o de drogas emborronan el aislamiento.

Es fácil quedarse atrapado por causa de un bloqueo. El problema es que en nuestra cultura no se considera apropiado para un adulto estar atrapado en el área del ombligo. Se supone que los adultos sean sexuales, no dependientes de la forma que lo es un niño. El chakra sexual está convenientemente localizado al lado del chakra del ombligo y puede accederse a su salida de energía fácilmente. Un énfasis exagerado en el área del ombligo entonces, es más aceptablemente trasformado en un énfasis exagerado en la sexualidad, o en una clase de relación de poder entre los sexos que viene de una mal utilización de la energía del plexo solar, del otro lado del chakra del ombligo. Tanto los hombres como las mujeres pueden utilizar la sexualidad como un disfraz para intentar satisfacer sus necesidades; la promiscuidad muchas veces no es otra cosa sino una intensa necesidad disfrazada. Entre más oral sea la expresión sexual, más puede estar sirviendo a los propósitos del centro del ombligo. Los problemas “o-edípicos” severos están más relacionados con el área del ombligo que con el chakra sexual.

Chakras bloqueados, sexualidad y adicción

Todos los chakras están creados igual. El chakra sexual es sólo uno de los centros, su expresión no es ni más importante ni menos importante que la de otros chakras para estar en equilibrio y tener una vida saludable. No obstante, un observador externo de nuestra cultura podría pensar que éste chakra es el jefe si escuchara nuestras conversaciones, leyera nuestros libros, escuchara nuestra música, viera nuestras películas y fuera engullido por nuestros anuncios. ¿A qué se debe este desproporcionado énfasis en el chakra sexual hoy en día? Lo que hemos mencionado acerca del chakra del ombligo es una de las causas. Hay otras relacionadas con lo que está ocurriendo en la sociedad.

Las adicciones, que muchos de nosotros sufrimos en menor o en mayor grado, atascan la energía del chakra cardiaco y progresivamente distorsionan la de los chakras que se localizan debajo de él. Si tu corazón está congelado, tus relaciones sufren y cuando tus relaciones sufren, tu auto estima (el plexo solar) se daña. Cuando tu auto estima está baja, buscas satisfacción en los bienes materiales, las sustancias adictivas o las relaciones co-dependientes para llenar el vacío. A estas alturas, probablemente se tengan problemas liberando la energía a través del chakra sexual, o puede ser que esta área de salida sea la única que está funcionando, de forma que el sexo adquiere una cantidad de atención desproporcionada.

Esta progresiva distorsión de la energía ocurre ciertamente al adicto, pero cada vez ocurre más a la sociedad en conjunto. En parte esto se debe a que casi todas las personas tienen al menos una o dos adicciones que afectan su campo energético, el café, el tabaco, la televisión y esto sigue hasta adicciones de mayor severidad. Además hay otros contaminantes químicos que obstaculizan el libre flujo de energía.

El chakra sexual puede ser fuente de tendencias adictivas. El niño que es precozmente estimulado sexualmente por adultos en su ambiente (o por los medios de comunicación) puede desviar demasiada energía hacia este centro que debería de haber servido para equilibrar o para desarrollar todos los chakras. Eventos traumáticos como acoso sexual, incesto o violación pueden causar severos bloqueos de forma que el individuo tiene un profundo miedo a la sexualidad. La adicción puede desarrollarse como una forma de amortiguar el miedo. La adicción de un padre puede aumentar el riesgo de traumas sexuales, por ejemplo, algunos estudios demuestran que una víctima de incesto de cada tres tiene un padre alcohólico. Las esencias que pueden ayudar con las dificultades sexuales incluyen BASIL, FIG, HIBISCUS, y STICKY MONKEYFLOWER.

Los químicos manufacturados agravan el problema de los chakras

En nuestra sociedad estamos constantemente expuestos a sustancias artificiales, las respiramos, las comemos, las bebemos, las ponemos en nuestros rostros y las untamos en nuestros cabellos. Como se mencionó al principio, el cuerpo humano ha estado expuesto a sustancias orgánicas durante millones de años y está compuesto de sustancias similares, lo cual no sucede así con los químicos artificiales. Por ello, pueden ser extremadamente dañinos. Las drogas manufacturadas son mucho más dañinas para los que son adictos a ellas de lo que las drogas orgánicas los son para los adictos a ellas.

De la misma manera, los aditivos de las comidas, los cosméticos y los humos industriales, a largo plazo pueden ocasionar daños tanto al cuerpo físico como a los cuerpos sutiles.

Los químicos que se encuentran en el trabajo, en la vida o en la dieta pueden agravar el daño ocurrido en el pasado e impedir que se intente llevar a cabo un trabajo de sanación en el presente. Puede ser que se necesite una limpieza adicional si tales químicos han formado parte de tu vida durante largos periodos. Si tu trabajo u otras circunstancias hacen que tu exposición a estos químicos sea necesaria, puede ser que requieras continuar limpiándote y protegiéndote para permitir que la sanación continúe llevándose a cabo. Los conductores de camiones y taxis, por ejemplo, tienen una alta taza de alcoholismo, y esto se debe en parte a los efectos del constante bombardeo de humos de gasolina en el hígado.

Cómo reparar los Chakras?

La importancia de reparar los chakras en la sanación de las adicciones

Los chakras son distribuidores cruciales de fuerza de vida que aseguran nuestra habilidad de mantener nuestras vidas equilibradas e integradas, particularmente en nuestras relaciones. Cualquier cosa que vaya mal con los chakras puede causar desequilibrios e infelicidad. En el caso de las adicciones, muchas veces es difícil saber qué ocurrió primero, si el bloqueo de los chakras o el abuso de la sustancia. Algunas veces los traumas de la infancia crean problemas en los chakras que después conducen a las adicciones.

Sin embargo, las sustancias adictivas por sí mismas dañan el sistema de chakras, el cual debe ser reparado si la persona desea vivir una vida feliz. Cuando la persona simplemente abandona la adicción pero no desbloquea los chakras, hay un gran peligro de que el dolor del aislamiento y el bloqueo en el flujo energético puedan resultar demasiado pesados para la persona, de forma que retornará a la adicción para aliviar el dolor. Este es el motivo por el cual hay tantas recaídas y los adictos y quienes conviven con ellos se desaniman. Los ejercicios que siguen ayudan específicamente a desbloquear y limpiar los chakras. Por favor, ten en cuenta que la limpieza es un proceso y puede ser que tengas que repetirlo muchas veces, conforme se alcanzan nuevas capas que deben ser sanadas. Sin embargo, es muy accesible para cada uno de nosotros y las recompensas son grandes en términos de mayor energía vital y mejores relaciones.

EJERCICIO: Evaluando tus chakras

Este ejercicio está diseñado como un diagnóstico de tus chakras, mide su fortaleza para dar y su fortaleza para recibir. Muchos de nosotros no pensamos que la fortaleza sea necesaria para recibir, pero se requiere un fuerte sistema energético para ser capaz de absorber, ser capaz de permitir que entre el amor.

Siéntate tranquilamente en un lugar donde creas que no vas a ser interrumpido y colócate de tal forma que estés alrededor de un metro y medio o dos de distancia frente a una pared vacía. Crea una burbuja a tu alrededor.

Imagina que en el lugar de cada uno de tus chakras hay un faro, como el de los coches. Cada una de estas luces puede tener un color diferente, o pueden ser todas del mismo color, blanco o el que prefieras en ese momento.

Comenzando de arriba hacia abajo, enciende todas tus luces y apunta sus rayos hacia la pared frente a ti. Toma conciencia de la fuerza relativa de cada rayo. Nota cuáles alcanzan la pared, y cuáles no. Ve si puedes hallar interruptores en algún lugar dentro de ti que puedan hacer que se iluminen los más débiles y que bajen de intensidad los que estén demasiado fuertes.

Ahora imagina que la habitación en la que te encuentras sentado está inundada con una luz increíble. Puede ser blanca, azul, oro o plata y es más poderosa que cualquier luz que puedas imaginarte dentro de tu cuerpo. Es la luz del Espíritu y está siempre presente.

Conforme empiezas a ver y sentir la luz, nota que está rodeando tu burbuja, atravesando sus límites y comenzando a llenarla.

Cuando tu burbuja esté llena de luz, comenzará a entrar a tus chakras.

Nota en cuáles puede entrar bien y en cuales tiene algún tipo de dificultad para entrar. Trata de inhalar y dirigir la luz más y más profundamente en los chakras en los que no ha entrado bien. Nota que los chakras que no dan bien pueden no ser los mismos que los chakras que no reciben bien. Por ejemplo, puede ser que salga mucha luz de tu tercer ojo, perno que no absorba ninguna.

Cuando hayas inhalado suficiente luz para equilibrar los chakras, descansa en la luz por unos cuantos minutos antes de disolver tu burbuja y regresar a tu estado normal de conciencia.

Utiliza este ejercicio regularmente como una herramienta de diagnóstico, para medir la fuerza de tu energía y para evaluar el progreso que estás haciendo en el trabajo que estás llevando a cabo contigo mismo. Este ejercicio siempre te dirá el estado de tus chakras cuando la mente no esté segura.

Reabrir el Centro Cardiaco: la clave para sanarte

Es tan importante la necesidad de una sanación física como la necesidad de sanar el corazón. Sin esto, puedes estar sobrio/delgado/libre de drogas, pero sentirte aún así demasiado miserable. Para sentirte feliz, necesitas amor, y mientras el centro cardiaco continúe cerrado, podemos estar entre una multitud de personas felices pero sintiéndonos todavía solos, desligados de nuestros compañeros. Si limpiamos el corazón, no debemos preocuparnos demasiado acerca de la mente. Si el corazón siente algo, la mente siempre estará ocupada inventando razones para ello.

Muchos de los ejercicios de este libro tienen como foco de sanación el centro cardiaco, ya que es la clave para restaurar la salud. Primero, sin embargo, hay una necesidad de reabrir gentilmente esta chakra, lentamente, tratándote a ti mismo de forma amorosa, ya que de otra manera podrías percibirlo como un dolor.

En realidad puede haber allí algún dolor, el dolor de viejas pérdidas, rechazos y heridas que has sufrido. Los dolores del corazón son agónicos, no hay duda de ello, pero un centro cardiaco cerrado evita que encuentres nuevas personas a quienes amar y te impide absorber el amor que está rodeándonos todo el tiempo.

EJERCICIO: La flor de múltiples pétalos del chakra cardiaco

Sitúate en una burbuja. Imagina tu centro cardiaco como una hermosa flor de múltiples pétalos, con los pétalos cerrados. El rosa brillante puede ser un color positivo para la flor, ya que este es el color del amor. Puedes ver la flor como un loto, una rosa o como cualquier otra flor de múltiples pétalos a la que te sientas atraído.

Comenzando desde afuera, permite que los pétalos se abran, uno por uno. Con cada pétalo, afirma tu voluntad de dar y recibir amor. Puedes hacerlo diciendo internamente, “Estoy abierto al amor” o cualquier otra cosa que resulte placentera para ti. Mover tus manos a través de tu campo energético como si estuvieras abriendo los pétalos con ellas puede incrementar el efecto.

Continúa abriendo más y más pétalos repitiendo la afirmación mientras los abres.

Conforme te acercas al centro, nota que los pétalos están brillando con luz rosa, cálida al tacto.

Cuando el centro mismo está abierto, la luz rosa irradia desde él y pulsa hacia fuera pasando los límites de tu burbuja. Di para ti mismo: “Esta luz de mi corazón es un rayo para aquellos que compartirán correctamente el amor conmigo.” Baja energía rosa de tu Ser Esencial y deja que se derrame hacia el exterior.

Ahora rota la flor de forma que gire hacia el interior, y lentamente deja que tu cuerpo se llene de luz rosa.
Es muy fácil volvernos dependientes de otras personas por el amor que necesitamos, pero todos tenemos el poder de conectarnos directamente con la energía del amor universal y quedar llenos de ella. Di para ti mismo: “Soy amoroso y estoy lleno de amor”.

Para cerrar el ejercicio, rota tu flor de forma que irradie hacia fuera de nuevo y cierra los pétalos de la flor.
Muchos podemos abrir bien la flor, pero no sabemos cómo cerrarla y terminamos entregándonos demasiado rápido a personas demasiado inapropiadas. Saber cómo cerrar la flor del corazón es tan importante como saber cómo abrirla. Entonces se abre cuando nosotros queramos que lo haga, no cuando somos adictos a tenerla abierta.

Repite este ejercicio durante unos días. Es muy bueno hacerlo antes de irte a dormir porque es muy sedante y porque la sanación del corazón continuará durante tus sueños. ¿Cómo sabrás cuando tu centro cardiaco esté abierto? No hay forma de equivocarse. Tendrás sensaciones completamente nuevas en el área de tu corazón físico, corrientes eléctricas de energía fluyendo dentro y fuera. Cuando alguien que te importe aparezca, puede haber un salto en esa área, una repentina y corta pulsación no muy diferente a un orgasmo. De pronto sabrás que certero es el significado de ciertas frases como “mi corazón fue hacia ella”, “mi corazón saltó de alegría” y desgraciadamente, lo que es verdaderamente el dolor del corazón. Sabrás entonces por qué ciertas canciones de amor tocan el corazón como un arpa.

El centro cardiaco recién abierto es temeroso y está listo a cerrar sus pétalos de nuevo ante cualquier palabra de enfado. Al principio tendrás que continuar reabriéndolo, pero ¿acaso no es este ejercicio literalmente un trabajo de amor placentero? Hacerlo te iniciará en el camino de la sanación emocional y espiritual y llenará tu vida con la amistad de amorosos amigos y parejas.

Cuando comienzas a abrir este centro, al principio puedes experimentar algún dolor. Ciertamente hay heridas en el corazón que necesitan sanación. Permítete llorar aquellas penas, ya que las lágrimas son el mejor agente limpiador conocido para el corazón. Las lágrimas rompen, disuelven y liberan el dolor. No importa si ocurrió hace veinte años, si aún hay dolor, necesitas llorar, pero hazlo dentro de una burbuja transmutadora de luz blanca.

Otra razón por la cual la apertura del centro cardiaco algunas veces se experimenta como algo doloroso es que el cuerpo energético del adicto está tan acostumbrado a estar firmemente cerrado que cuando comienza abrirse, puedes hacer todo lo posible por resistirte. Reconfórtate masajeando el área del pecho, aunque será aún más reconfortante tener a una persona amorosa a tu lado para que lo haga, particularmente una que ya haya atravesado por el proceso de apertura. La persona que dé el masaje puede dirigir concientemente a sus manos un flujo de amor y luz rosa.

Ya que el centro cardiaco se afecta poderosamente con el azúcar y el alcohol, la esencia BLEEDINGHEART será importante para aquellos que tengan problema con el alcohol o con el azúcar, ya que ayuda a reparar el chakra cardiaco después de grandes heridas y pérdidas. La crisis de sanación con este remedio puede ser difícil si sale a la superficie una gran pena, así es que siempre evalúa con el péndulo o con los reflejos musculares. Cuando surge una pena, la esencia de EUCALYPTUS es muy sanadora. Las esencias de gemas de CUARZO ROSA, TURQUESA o RUBÍ son todas buenas para el centro cardiaco y son más sutiles que algunas de las otras esencias de gemas.

Y en cuanto a las piedras mismas, tener o llevar un cuarzo rosa cerca de ti puede ser también muy sanador, ya que éste es el cristal de este chakra. Tal vez puedas conseguir un collar de cuentas de cuarzo rosa lo suficientemente largo como para cubrir tu corazón. La turmalina rosa y la kuncita rosa también son buenas para sanar y abrir el corazón.

Técnicas para limpiar los chakras

Exceptuando el chakra cardiaco, usualmente es mejor abrir todos tus chakras juntos, en lugar de enfocarte en un solo centro, para no crear un desequilibrio. Si abres el centro corona y el tercer ojo para el trabajo psíquico y espiritual sin limpiar y abrir los centros de abajo, puedes abrirte a sensaciones y experiencias desequilibradas. Abrir el chakra sexual sin poner atención en el corazón puede conducirte a relaciones distorsionadas y carentes de amor. Por eso es mejor atenderlos a todos por igual.

EJERCICIO: El remolino limpiador de chakras

Visualiza los chakras y localízalos en tu cuerpo según el diagrama presentado anteriormente.

Rodéate de tu burbuja y llénala con luz de algún color en particular, siguiendo tu intuición. Para muchos propósitos, lo mejor es la luz blanca, ya que contiene todos los otros colores.

Comienza con el chakra raíz. Crea un remolino o embudo de luz que apunte hacia el chakra. Deja que este remolino actúe dentro del chakra como un tornado, girando y absorbiendo las áreas oscuras u obstrucciones que te impiden sentirte conectado con la tierra. La luz continuará girando durante el tiempo que sea necesario, incluso mientras te mueves hacia otros chakras.

Sigue hacia el chakra sexual y visualiza otro remolino que nuevamente se activa y consume los obstáculos. Aquí la dificultad que necesita ser sanada traerá como resultado el equilibrio saludable del flujo de la energía sexual.

Cuando estas dos áreas bajas se sientan relativamente limpias, sigue con el plexo solar y comienza allí un nuevo remolino. En esta área, la luz brillante se llevará todas las obstrucciones de una saludable y realista auto estima, disolviendo las viejas heridas del ego y los sentimientos de falta de confianza.

Permite que los torbellinos anteriores continúen girando y muévete al centro cardiaco para empezar uno allí. El centro cardiaco, al ser tan crucial y vulnerable, puede necesitar más tiempo para quedar limpio, ya que paulatinamente irán saliendo las viejas heridas para lidiar con ellas. Aquí la luz consumirá las obstrucciones para amar y ser amado.

Ahora muévete al chakra del timo. Probablemente éste no se sentirá bloqueado, sino simplemente no abierto. Utiliza aquí el torbellino para ayudarte a despertar este centro. Siéntete conectado con el mundo de una forma pacífica y abrigadora.

Ahora visualiza un torbellino en el centro de la garganta, donde podrá consumir los obstáculos hacia la comunicación y el libre flujo del dinero.

Ahora visualiza el centro del entrecejo donde el tornado te liberará de los obstáculos al flujo de la creatividad y la energía psíquica.

Finalmente utiliza un tornado para limpiar el centro corona de los obstáculos para la meditación y la inspiración, de forma que puedas abrir tu conexión espiritual con todo lo que es.

Observa cuáles de los centros aún tienen tornados girando, ya que éstos pueden requerir un trabajo especial. Haz brillar la luz intensamente en aquellas áreas durante unos momentos antes de detenerlos y disolver la burbuja.

Repite esto durante unos días, hasta que los chakras parezcan limpios. Más adelante, repítelo con diferentes colores, conforme te guíe tu intuición. Incluso cuando hayas terminado, repite el proceso de limpieza periódicamente para impedir que se formen nuevas obstrucciones en el curso de la vida diaria o a partir de nuestras adicciones menores.

EJERCICIO: Un ramo de flores de chakras

Si has completado la limpieza anterior ahora puedes enfocarte con seguridad en una flor particular especialmente relevante para tus propias necesidades personales. Sin embargo, durante un buen periodo de tiempo, deberás haberte dedicado a cuidar y cultivar todo el jardín en lugar de una sola flor. Una sola rosa perfecta está bien si tus recursos son limitados, pero desde nuestra visión, podemos encargarnos de todo el ramo. Cada uno de los centros puede tener un tipo distinto de flor y de color, los tuyos pueden ser diferentes que los de otras personas. Para algunos estos colores siguen el espectro del arco iris, comenzando con el rojo para el chakra raíz.

Siéntate en tu burbuja. Sintonízate con tus chakras y siente que cada uno de ellos es una flor a punto de florecer. Siente que todas estas flores están mirando hacia el exterior hacia fuera de tu cuerpo.

Lentamente, pétalo por pétalo, comenzando por tu chakra raíz, siente que cada una de estas flores comienza a abrirse. Quizá puedas querer poner tus manos sobre cada chakra y repetir una afirmación, por ejemplo, para el chakra raíz: ESTOY ENRAIZADO EN MI CUERPO Y EN MI VIDA; para el chakra sexual: ESTOY ABIERTO A MI SEXUALIDAD Y A MI CREATIVIDAD; para el plexo solar: SOY FUERTE Y TENGO CLARIDAD, ESTOY A CARGO DE MI VIDA; para el centro cardiaco: SOY AMADO Y SOY AMOROSO; y así… Diseña algunas afirmaciones que se relacionen específicamente con tus necesidades personales.

Nota que cuando el centro de la flor se revela hay una cálida luz allí que brilla hacia fuera, iluminando tu burbuja y brillando hacia el mundo.

Cuando el proceso parezca estar completo, mantén las flores contigo y disuelve la burbuja.

Si haces este ejercicio varias veces para cada uno de los chakras, comenzarás a sentir una movilización de las energías en esas áreas. Puede ser que las flores necesiten reabrirse de tiempo en tiempo, ya que se cierran fácilmente con el estrés, la fatiga, las experiencias duras o la repetición de tus adicciones menores. También puedes imaginarte flores abriéndose en cualquier órgano del cuerpo que real o simbólicamente haya sido afectado por la dicción. Por ejemplo, puedes visualizar flores abriéndose en los oídos si sientes la necesidad de querer ser mejor escuchando a los demás, o en los ojos si quieres apreciar con más profundidad el arte.

Si eres del tipo de personas que le es muy fácil dar a los demás pero tiene dificultades para recibir, imagina que hay flores cerradas mirando hacia el interior del cuerpo en cada uno de los chakras. Ábrelos repetidamente con una afirmación como esta: “Estoy dispuesto a recibir”. Esto te ayudará a equilibrar el flujo de energía. Cuando la energía únicamente sale y tú no recibes nada, al final te sientes vacío y resentido y te ves tentado a abusar de alguna sustancia para llenar el vacío resultante.

EJERCICIO: Sellando las grietas de tus chakras

Conforme tus capacidades intuitivas se entrenan y mejoran al hacer este trabajo, puedes llegar a sentir que hay verdaderas rupturas en algunos de tus chakras. Los traumas y las tragedias suelen causar tales rupturas y a veces la adicción se desarrolla como una forma de parar la salida o de llenar el vacío que deja este tipo de daños.

No hay unas pautas específicas para las rupturas de chakras. Si son suficientemente devastadoras, incluso pueden ser heredadas. Un padre con una insuficiencia en algún chakra no tiene la capacidad de nutrir plenamente ese chakra en su hijo. Cuando una de nuestros clientes en recuperación, una adicta al azúcar, fue a Irlanda, intuitivamente descubrió que la ruptura del chakra raíz causada por la emigración de su tatarabuelo a América cuando su familia fue azotada por la hambruna de la patata, había pasado a todas las generaciones subsiguientes. Este lado de la familia había sido afectado por adicciones al alcohol y al azúcar en cada generación y también era incapaz de echar raíces en ningún lugar, mudándose frecuentemente.

Ella fue el primer miembro de la familia que fue a Irlanda desde la emigración y le resultó increíblemente conmovedor. En los muelles de County Cork, donde el tatarabuelo se embarcó, ella utilizó el ejercicio que sigue para reparar su chakra raíz. Y también hizo el mismo ejercicio en favor de cada uno de los miembros de la familia que ella sabía que tenían problemas de este tipo, en todas las generaciones a partir del tatarabuelo hasta el bebé recién nacido de su sobrina.

Estos son los pasos:

Identifica el chakra que necesitas reparar usando tu intuición o el ejercicio de evaluación de los chakras.
Entra en un estado profundo de conciencia y llama a tu Ser Esencial para que te ayude a reparar este centro.
Imagina que te estás encogiendo hasta que eres los suficientemente pequeño para caber dentro del chakra.

Ahora entra en el chakra y siéntelo como una pequeña y acogedora habitación que te rodea, como si fuera un huevo. Llénalo de luz del color de tu elección, quizá azul ya que un chakra roto suele estar lleno de miedo.
Explora las paredes del chakra con tu mente y localiza las grietas.

Utiliza luz líquida para pintar las paredes de toda la habitación.

Sal de la habitación y regresa a tu tamaño normal.

EJERCICIO: Llenando y alimentando tus chakras

La sensación de ser drenado por otros o por la dureza de sacar adelante tu vida es algo que te puede llevar de nuevo a tus adicciones o a crear nuevas, como comer demasiado. Incluso cuando los chakras están limpios y claros necesitas saber cómo atraer más energía de tu Ser Esencial y de las fuentes espirituales.
Rodéate de una burbuja del color que te sientas inspirado a elegir. Entra en un estado profundo de meditación. Enlázate fuertemente con tu Ser Esencial. Puede ayudarte el que lo visualices como un cordón de luz que va de ti hacia arriba.

Dile a tu Ser Esencial que necesitas fuerza y energía para completar tus tareas.

Imagina energía que viaja hacia abajo por el cordón hacia tus distintos centros. Si hay un chakra en especial que necesite ser energizado y fortalecido, imagina el cordón atado allí.

Cuando sientas que ha entrado suficiente energía renovada, disuelve el cordón, el enlace y la burbuja.

Por favor ten en cuenta que este ejercicio no es un sustituto del descanso. No debe ser utilizado para saltarte los necesarios periodos de relajación a fin de seguir trabajando. En algunos de nosotros, la adicción al trabajo es la adicción primaria y el abuso de una sustancia es en realidad la adicción secundaria, utilizada como un medio para continuar trabajando o para relajarse.

EJERCICIO: Para enlazar la energía de tus chakras

Nuestros chakras no funcionan aislados unos de otros. La misma energía fluye a través de todos ellos, enlazándolos, entretejiéndolos juntos. Nuestros chakras están enlazados desde el de la raíz hasta el de la corona en una columna vertical que rodea el cuerpo conectándolos a todos. Ya que sale de cada chakra, la energía es moldeada por ese chakra, como la masa de trigo al ser pasada por una máquina de pasta. Es la misma masa, pero si cambias la apertura puedes obtener espaguetis delgados o gruesos, tallarines, fideos, etc. Con la energía ocurre igual y aunque es la misma, su forma, su manifestación, cambia.

A veces tenemos dañado un chakra y otro que está más fuerte puede prestarle energía para que se fortalezca. Y como veremos más adelante en este libro, las diferentes sustancias adictivas, afectan y dañan diferentes chakras. Asimismo, se abusa de ciertas sustancias específicas en un esfuerzo por enlazar juntos ciertos chakras. En este ejercicio aprenderás a enlazar la energía de tus diferentes chakras, para sanarlos y usarlos juntos en patrones que estás acostumbrado a usar con tus drogas favoritas.

Siéntate tranquilamente y siente tu respiración. Cobra conciencia de cada uno de tus chakras como lo hiciste en el ejercicio anterior.

Comienza enfocándote en tu chakra raíz. Siente que un hilo de energía o de luz surge de la parte posterior de tu chakra raíz y se mueve por tu espalda hacia tu chakra sexual. Siente la energía conectando con ese chakra y emergiendo por su parte frontal circulando por la parte de enfrente de tu cuerpo hasta alcanzar de nuevo tu chakra raíz.

Ahora siente que hay una circulación continua de energía que se mueve entre estos dos chakras, enlazándolos y equilibrándolos. Ya has experimentado cada chakra individualmente, ¿qué se siente tener dos activos a la vez? ¿Esta energía es familiar y confortable?

Disuelve la conexión entre esos dos chakras, pero mantén el foco en el chakra raíz. Ahora crea un circuito de energía que suba por tu espalda desde tu chakra raíz hacia tu plexo solar y que baje de nuevo por enfrente hacia el chakra raíz. Nota cómo se siente y la manera en que esta conexión pueda sentirse diferente de la del enlace del chakra raíz y el sexual.

Lentamente, comenzando siempre con tu chakra raíz, continúa hacia arriba y enlaza a él tu centro cardiaco, el del timo, el chakra de la garganta, el del entrecejo y el de la corona. Nota cada vez cómo se siente y las diferencias que sientes en relación a otras conexiones. Pon atención a las combinaciones que son fuertes y a las que son débiles, cuáles son más fáciles y cuáles son más difíciles de establecer.

Cuando hayas enlazado todos los chakras una vez, regresa a tus chakras raíz y sexual y enciéndelos como faros de forma que brillen hacia fuera de tu cuerpo. Siente que sus rayos se mezclan en un rayo unificado enfrente de ti.

Haz lo mismo con cada par de chakras –el raíz y el del plexo solar, el de la raíz y el cardiaco, el de la raíz y el del timo… Enciende todos los rayos y hazlos alumbrar hacia el afuera hasta que se mezclen en una sola luz, igual que lo hiciste con el chakra raíz y el sexual. Formúlate las mismas preguntas acerca de lo que sientes, la fuerza, los bloqueos y demás.

Cuando hayas hecho todas las conexiones y los hayas equilibrado tanto como puedas por el momento, siéntate tranquilamente en tu burbuja por un rato y siente que hay un circuito interno que conecta todos estos chakras viajando hacia arriba por la espalda y hacia abajo por el frente. Siente la energía circulando y siente tus chakras brillando.

Ahora lentamente apaga las luces y disuelve la burbuja.

EJERCICIO: Segunda parte

Cuando hayas realizado el ejercicio anterior varias veces y sientas que el circuito de enlace de los chakras funciona fluidamente, aquí hay un desarrollo posterior.

Moviéndote hacia arriba, trabaja para conectar el chakra sexual con todos los otros chakras. Después, en diferentes días, conecta el plexo solar con todos los demás chakras, y luego haz lo mismo con el chakra cardiaco y el resto de los chakras superiores.

Cuando hayas realizado este ejercicio ocho veces comenzando con cada uno de los chakras principales y conectándolos con todos los demás, estás listo para sentarte a jugar. Conecta el raíz con el corona, el sexual con el entrecejo, el timo con el raíz, el plexo solar con el corazón. Déjate bailar entre todos los chakras. Si alguno de los chakras se siente particularmente débil, puedes tratar de engancharlo con un chakra que parezca fuerte para ver si puede prestarle energía para equilibrarse. Cuando llegues a los capítulos sobre las adicciones particulares, es posible que quieras regresar a este ejercicio para trabajar con los chakras que hayan sido dañados debido a tus adicciones particulares.

Reparando los Chakras Dañados con Esencias y Piedras

En el primer libro hablamos de las esencias y de las piedras y de la forma en que ayudaban con los patrones adictivos. Estas herramientas de poder actúan en los cuerpos sutiles con mayor fortaleza y por eso varios de ellos son excelentes para reparar el daño que las adicciones causan en los cuerpos sutiles y en los chakras. Los ejercicios que se dieron aquí te han ayudado a determinar cuáles de tus propios chakras pueden haber resultado más dañados. Las dos tablas reproducidas a continuación muestran los chakras, las adicciones que les afectan más y las piedras, remedios y demás herramientas que ayudan a repararlos o fortalecerlos.

No todas las esencias enlistadas están descritas en este libro porque Donna no utiliza todas ellas en su trabajo. Puede ser útil leer la descripción completa de cada remedio en el libro de Gurudas: Flower Essences and Vibrational Healing (Ver el apartado de esencias de la bibliografía.) Adicionalmente puedes utilizar un péndulo para evaluar cuál de los remedios enlistados en un chakra determinado es mejor para ti, así como para ver con qué chakra debes trabajar en ese momento. También se sugieren ciertas piedras para fortalecer cada uno de los chakras. Hay diferentes libros que enumeran distintas piedras, pero éstas son las principales.

Chakras, adicciones y remedios para repararlos

Chakras y herramientas adicionales para repararlos

ADVERTENCIA:

Mantén esta información en perspectiva.

Todas las enfermedades físicas, incluida la adicción, tienen largas historias de desequilibrios mentales, emocionales y espirituales que las crearon y que comenzaron mucho antes de que el problema físico se manifestara. Nadie se enferma de la noche a la mañana y tampoco nadie se cura de la noche a la mañana.

Muchas personas buscan métodos de sanación alternativos porque se han desilusionado mucho de la medicina convencional y de los terapeutas convencionales. Desde el principio hemos visto el trabajo que compartimos en estos dos libros como algo que complementa los servicios sanitarios estándares de desintoxicación y los programas de recuperación. Aunque tu Ser Esencial sea espiritual, si lees este libro y piensas que puedes ayudarte únicamente con él, estarás siendo negligente con los aspectos mental, emocional y físico de quien tú eres y este enfoque se convertirá en una fuente adicional de desilusión.

Pero si ves todos los métodos disponibles para sanar tu adicción como diferentes estanterías de una ferretería puedes pasearte de arriba abajo probando herramientas hasta encontrar las que te sirvan mejor para el trabajo particular que necesitas a fin de recuperarte y renovar tu vida. Este libro contiene un juego de herramientas y esperamos que las encuentres útiles, pero recuerda buscar herramientas de otras clases cuando las necesites: el cuidado sanitario, las terapias y los grupos de autoayuda.

Alcohol

En el caso del alcohol, Danna y Andrew aseguran que el alcohol afecta los chakras de una forma masiva, debido a que obstruye principalmente el chakra del corazón:

Cada sustancia adictiva tiene una afinidad inicial con uno o más de los chakras. Cruzando el umbral del abuso todos los chakras se dañan, pero el alcohol afecta más severamente al centro cardiaco. Conforme el chakra cardiaco se bloquea, la energía queda fijada en los tres chakras inferiores, que gobiernan el autoestima, la sexualidad y la seguridad. Entre más profundamente caiga la persona en el alcoholismo, mayor será el bloqueo. […] Adicionalmente a sus efectos sobre el chakra cardiaco, el consumo de alcohol también afecta los chakras de la garganta y del tercer ojo. Cuando el chakra cardiaco está funcionando, sirve como un puente entre los chakras superiores e inferiores. Pero conforme el corazón se bloquea y la energía queda atrapada en los chakras inferiores, a fin de crear alguna clase de balance, la garganta y el tercer ojo se abren más. Este tipo de expansión conduce a la verbosidad delusional de los individuos adictos, de tal forma que pueden hablar y hablar sin llegar a ningún punto. […] Conforme la adicción progresa, este desequilibrio contribuye al delirio y las “alucinaciones” de las faces avanzadas.

Este daño produce los problemas comunes de los alcohólicos y aquellos que los aman. Hay una progresiva absorción hacia sí mismo, retiro del contacto con el mundo, una actitud amargada y resentida y dificultades con la sexualidad (ya sea promiscuidad o impotencia). Todo esto es entendible a la luz del funcionameinto de los chakras. Es muy típico, cerca de las últimas etapas del alcoholismo, que la persona experimente lo que coloquialmente se llaman los “horrores” -periodos de severa ansiedad sin motivo alguno, con terror hacia el teléfono, los autobuses, los perros, los buzones, cualquier cosa.

Algo importante a saber es que mantenerse sobrio no es suficiente. Hay que lidiar con la raíz espiritual de la adicción encontrando y trabajando con la visión o el propósito de vida. Asímismo, es indispensable reparar los daños producidos por el bloqueo de energía en los cuerpos sutiles. Todos los chakras deben ser limpiados, particularmente el chakra cardiaco […] Este centro no se abre espontáneamente a menos que ocurra un poderoso despertar espiritual o un gran romence. Si permanece cerrado, la persona se puede sentir aislada y miserable y por lo tanto muy vulnerable a las recaídas. […]

Las parejas, amantes y niños de alcohólicos también se ven seriamente afectados por estos bloqueos de los chakras. En un nivel psíquico, los alcohólicos y otros adictos, aún en recuperación, tienen la capacidad de extraer energía de otros, a pesar de su incapacidad de utilizarla. Así es que aquellos que viven o trabajan con alcohólcos activos o en recuperación, a menudo sufren de energía drenada, especialmente energía del corazón y pueden desarrollar sus propias dependencias secundarias como al azúcar, para tratar de recuperar la energía. […] (4)

Respecto a sus usos ancestrales, los autores aseguran que las bebidas fermentadas originalmente eran hechas por chamanas mujeres y se utilizaban en ciertos ritos para despertar la visión:

Entonces el alcohol y la danza iban juntos. El alcohol y el amar iban juntos. El alcohol es una herramienta de liberación; mental, emocional, física y espiritual. El amor del que hablamos aquí es aquel que existe entre grupos, pero en la ausencia de vida comunitaria, las personas lo utilizan a menudo como una herramienta de expresión en sus relaciones personales. Pero aunado a la danza, en grandes grupos de personas, en la luna nueva, en las cosechas y en las ferstividades, el alcohol provee un cambio en los niveles de energía, de esta manera es una gran herramienta para canalizar la energía de grupo […] La más vieja y espiritualmente más potente bebida, el vino, viene de la uva, que crece en espiral, como las vueltas de una danza. En esos entornos rurales, las relación de las personas con la bebida dependía de las estaciones. Ellos plantaban, cuidaban y recogían las uvas, las aplastaban, y las almacenaban hasta que el vino estaba listo. Algo de vino era almacenado para otros usos, principalemente terapéuticos, el resto era bebido en las festividades y no estaba disponible todo el año. (4)

De acuerdo a esta lógica, el exagerado consumo de alcohol en nuestra sociedad actual tiene su origen en las siguientes causas:

En nuestra cultura, ya no hay espacio para esta alianza con la tierra o este ritmo estacional de beber. Vivimos en ciudades donde casi no tenemos contacto con la naturaleza y hemos perdido contacto con el conocimeinto acerca de cómo usar el alcohol de una manera segura y de esta manera nos destruye en lugar de sanarnos. El alcohol y el resto de las drogas nos afectan de diferente manera en distintas épocas del año y en las distintas fases en el bioritmo de la tierra, y por lo mismo hay momentos en que es más seguro usarlo.

La gente que bebe tiene una profundo recuerdo inconsciente de que estas bebidas comenzaron siendo herramientas de sanación. Además de los pocos que han sobrevivido, había muchos medicamentos muy potentes destilados o conservados en alcohol. Esta herramienta era el preservativo, no el ingrediente vital, pero hemos perdido esto de vista… Muchos doctores y otras personas que son alcohólictos recuerdan esto muy bien. […] En el Medio Este el alcohol era utilizado como una herramienta sacramental mucho antes del tiempo de Jesús y mucho antes de que emergiera el mito del Sagrado Grial en la Edad Media. El grial es nuestro corazón colectivo. El mensaje del mito del grial al Occidente es acerca de la necesidad de abrir nuestro corazón. El grial es parte de la enseñanza de la adicción al alcohol, parte de su sanación mayor […].

Entre las personas que aún se vuelven hacia el alcohol con el recuerdo colectivo inconsciente de que estas bebidas eran usadas para sanar y canalizar la visión […] es importante que honren la capacidad de transformación que ellos expresaron en el pasado, sin dejarse atrapar por la herramienta que usaron entonces. Entre más honren su capacidad de transformación los alcohólicos, más podrán utilizar las lecciones de su adicicón para moverse hacie nuevos y más elevados planos de conciencia, y ayudarnos a los demás a trasladarnos hacia allá en el futuro. (4)

Lo que revela tu bebida favorita acerca de ti, según Donna y Andrew:

LOS BEBEDORES DE CERVEZA tienden a tener un exceso de energía física en el cuerpo que no están usando, que no están canalizando correctamente […] La palabra clave aquí es frustración y no tener un canal para su energía. hacer jogging, aerobics o algún otro ejercicio regular puede liberar la energía bloqueada mucho más efectivamente que una botella de cerveza.

LOS BEBEDORES DE VINO tienen demasiada energía mental. La gente que está bebiendo demasiado vino debería hacer una pausa pare preguntarse a sí misma: “¿Qué capacidades mentales no estoy usando correctamente?” La palabra clave aquí no es tanto frustración como tristeza. Los bebedores de vino frecuentemente se permiten quedarse atrapados en laberintos mentales que no los conducen a ninguna parte… Un pequeño vaso de vino, bebido lentamente en el trasnscurso de una hora, tenderá a bajar la energía de la cabeza y a distribuirla en todo el cuerpo. Más de eso resulta contraproducente pues comienza a adormecer el cuerpo y permite a la mente que corra y divague aún más libremente. La recomendación para estas personas consiste en observar su mente, en practicar algún tipo de meditación diaria.

LOS BEBEDORES DE LICORES PESADOS a menudo tienen problemas expresando su enojo y han de preguntarse a sí mismos de qué están enojados. La palabra clave aquí es enojo. Un pequeño trago bebido lentamente a lo largo de media hora o cuarenta minutos, puede ayudar en la liberación natural de la energía del enojo transmutándola de una manera mucho más eficiente y aceptable que las canciones de las borracheras o el catártico recuento de la historia personal entre targo y trago. Más de un trago comienza a envenenar el hígado, que a nivel metafísico, es donde se procesa el enojo. (4)

ALCOHOL:
LA BÚSQUEDA DEL SANTO GRIAL

Mucha gente no reconoce que el alcohol es una droga, una de las más potentes y destructivas cuando se alcanza el nivel de adicción. El hecho de que sea un líquido nos deslumbra y nos hace pensar que es simplemente una bebida, quizá una con efectos secundarios euforizantes, pero aún así, una bebida. Muchas personas que quieren abandonar otras drogas se cambian al alcohol, pensando que es menos dañino. Aunque es legal y la adicción tarda más en aparecer, igualmente es una adicción y como veremos, tiene poderosos efectos sobre el bienestar de los cuerpos físico, emocional, mental y espiritual del individuo. Muchas más personas mueren por los efectos de alcohol cada año que a causa de todas las otras drogas y el alcoholismo está clasificado en el cuarto sitio entre los problema de salud.

El alcohol –etanol, alcohol etílico o alcohol de grano– es el componente químico que se encuentra en la cerveza, el vino y los licores. Se produce a través del proceso de fermentación de los almidones debido a levaduras de cerveza y otras bacterias microscópicas. En todo el mundo hay bebidas fermentadas. La domesticación de la viña comenzó hace aproximadamente 6000 años y cerca del 1500 antes de Cristo, la producción de vino a partir de uvas pisadas y de cerveza hecha con cereales germinados usando la malta, era una técnica o un arte establecido en la mayoría del Oriente Medio.

La importancia del alcohol en la historia humana

Antes de comprender el alcoholismo, primero debemos entender el alcohol, su propósito y su atractivo en nuestras vidas desde una perspectiva espiritual y emocional. El alcohol ha estado con nosotros desde los primeros asentamientos humanos. No siempre fue usado de una manera tan destructiva, sino que formaba parte ritual de la vida comunitaria. El alcohol y todas las bebidas fermentadas fueron introducidas siglos atrás en virtud de la misma clase de cambio de conciencia que las hierbas para fumar o los hongos, pero significó un paso adelante en aquellos tiempos. El alcohol como herramienta fue introducido como concepto a nuestro mundo por seres desencarnados. Fue diseñado para alterar nuestras ondas cerebrales más allá del umbral natural de la experiencia primate y fue gratamente aceptado por hacer esto. Sirvió como un puente para despertar la visión. Así es que hemos sido químicamente manipulados desde hace más de 10,000 años. Las bebidas fermentadas originalmente eran preparadas por mujeres chamanas y eran utilizadas en ritos ceremoniales para despertar la visión.

El alcohol y la danza iban juntos. El alcohol y el amar iban juntos. El alcohol es una herramienta de liberación; mental, emocional, física y espiritual. El amor del que hablamos aquí es aquel que existe entre grupos, pero en la ausencia de vida comunitaria, las personas lo utilizan a menudo como una herramienta de expresión en sus relaciones personales. Sin embargo, aunado a la danza en grandes grupos de personas, en la luna nueva, en las cosechas y en las festividades, el alcohol provee un cambio en los niveles de energía. Usado de esta manera es una gran herramienta para canalizar la energía de grupo.

El alcohol se origina de los granos y de los frutos. La más vieja y espiritualmente más potente bebida, el vino, viene de la uva, que crece en espiral, como las vueltas de una danza. En esos entornos rurales, la relación de las personas con la bebida dependía de las estaciones. Ellos plantaban, cuidaban y recogían las uvas, las aplastaban, y las almacenaban hasta que el vino estaba listo. Algo de vino era almacenado para otros usos, principalmente terapéuticos y el resto era bebido en las festividades, por lo que no estaba disponible todo el año.

En nuestra cultura ya no hay espacio para esta alianza con la tierra o este ritmo estacional de beber. Vivimos en ciudades donde casi no tenemos contacto con la naturaleza y también hemos perdido contacto con el conocimiento acerca de cómo usar el alcohol de una manera segura y por eso ahora nos destruye en lugar de sanarnos. El alcohol y el resto de las drogas nos afectan de diferente manera en distintas épocas del año y en las distintas fases en el biorritmo de la tierra, y por lo mismo hay momentos en que es más seguro usarlo. Todos los alimentos siguen el ritmo de las estaciones y el alcohol no es una excepción.

La gente que bebe tiene un profundo recuerdo inconsciente de que estas bebidas comenzaron siendo herramientas de sanación. Había muchos medicamentos muy potentes destilados o conservados en alcoho, además de los pocos que han sobrevivido. Esta herramienta era el preservativo, no el ingrediente vital, pero hemos perdido esto de vista… Muchos doctores y otras personas que son alcohólicas recuerdan esto demasiado bien.

Incluso ahora, las bebidas alcohólicas están hechas de hierbas sanadoras, aunque no necesitas beber el alcohol para utilizar tales hierbas. El lúpulo, ingrediente principal de la cerveza, es un gran agente sanador, un sedante natural que además ayuda a la digestión. El ajenjo, el elemento herbal del vermouth es un antídoto contra la amargura y también descarga la mucosa, pero puedes usar el ajenjo en una infusión. Tanto el lúpulo como el ajenjo están disponibles como esencias florales. Las hierbas de las bebidas alcohólicas ya tienen la potencia suficiente para sanar por causa de su procesamiento. No obstante, las personas buscan el alcohol con un recuerdo inconsciente colectivo de que esas bebidas alguna vez fueron usadas para sanar.

Es muy fácil, sin embargo, romantizar el pasado, ver la forma en que nuestros ancestros estaban más conectados a la tierra y sus estaciones y olvidar la dureza y el sufrimiento que atravesaron. Desde las tribus hasta las ciudades estado, la regla era que quienes regían eran jefes masculinos, los señores de la guerra, los sacerdotes y los reyes, forzando rígidos códigos sociales con muchas penalidades para aquellos que las desobedecían. Es como si la comunidad humana global, alejándose de la estructura del instinto animal, aún no estuviera lista o suficientemente evolucionada (y aún difícilmente lo está) para ser capaz de manejar la individualidad humana y la creatividad. Las intrincadas leyes del pasado parecían duplicar desde el exterior el viejo orden animal, que una vez vino desde el instinto interior.

Pero siempre hubo aquellos que vieron hacia el futuro, más allá de las rígidas estructuras, aquellos que no encajaban, los que escuchaban otros dioses. Y el alcohol era una de sus herramientas de poder. Las sociedades permitieron el uso del alcohol en limitadas ocasiones para que sirviera como una especie de válvula de escape. Cuando se utilizaba, permitía que las personas rompieran los vínculos que el orden social les imponía, sacudiéndose de las restricciones por un día o dos. Pero siempre hubo algunos que continuaban bebiendo, continuaban explotando esa visión aparentemente antisocial, esa visión anacrónica, que en realidad era una visión del futuro de la sociedad humana.

Es importante que recordemos que en Occidente, tanto el vino como el teatro eran sagrados para el dios Dionisos. Las representaciones eran usadas como una herramienta para expresar lo inexpresable, para que las llevaran a cabo esos individuos que no encajaban como miembros funcionales y útiles del grupo. Al utilizar máscaras, aquellos seguidores del dios del vino podían decir cosas que no les habrían permitido decir sin ellas. In vino veritas –en el vino hay verdad– era una traducción latina del proverbio citado por Platón en El Simposium.

Los seguidores de Dionisios creían que el vino era un regalo de los dioses, una herramienta para la transformación. Incluso hoy en día a las bebidas alcohólicas se les llama espíritus, un débil reconocimiento de su habilidad de abrirnos al mundo de los espíritus. Los que antiguamente llamábamos dioses en realidad son poderosos guías desencarnados, espíritus más avanzados ayudando a la conciencia humana a moverse hacia nuevos y más libres lugares. Pero con el tiempo, el uso correcto del vino y los cambios de conciencia que trajo fueron olvidados. Las reglas acerca de cómo canalizar la energía fueron olvidadas o suprimidas por las emergentes naciones y ciudades. El vino y otras bebidas alcohólicas todavía son favorecidas como herramientas de poder por los artistas y especialmente por los escritores, pero la estructura comunal que los apoyaba ya se ha ido y aquellas funciones grupales que les permitían convertirse en voces, aquellas festividades y aquellos días sagrados se han ido también.

Los bebedores pueden ir a los pubs y a los bares por un recuerdo de comunidad, pero en vez de eso cada bebedor se vuelve ahora hacia adentro. Hemos ido muy lejos del recuerdo de los viejos patrones instintivos de grupo que nuestros ancestros conocieron alguna vez, pero aún no hemos desarrollado patrones para unir en celebración los egos individuales en lugar de mezclarlos. El alcohol fue una herramienta que nos llevó de un punto evolutivo a otro. Facilitó nuestra transición de criaturas tribales hacia seres globales. Pero el alcohol ya no está trabajando como una herramienta planetaria. Los individuos que lo usan se encuentran a sí mismos atrapados como discos rayados que los mantienen tocando las mismas frases una y otra vez.

Muchos individuos que son alcohólicos en esta vida fueron sanadores y actores en otras vidas. Es importante para ellos honrar la capacidad de transformación que expresaron en el pasado, sin quedar atrapados en la herramienta de poder que utilizaron entonces. Es difícil separar ambas cosas. Pero entre más honren los alcohólicos su capacidad de transformación, más podrán utilizar las lecciones de su adicción para moverse hacia nuevos planos de conciencia alterada y ayudar a otros a llegar a ellos en el futuro.

Hemos llegado a un punto en nuestra historia en el que estamos amenazando al planeta mismo con la destrucción. Si vamos a sobrevivir y a continuar evolucionando, hemos de reconectarnos de nuevo con el planeta sin regresar a los rígidos códigos sociales del pasado y al mismo tiempo avanzar hacia el futuro sin desarraigarnos tanto que no podamos hacer cambios prácticos en el mundo. De maneras distintas, todos los adictos en recuperación tienen dentro de sí mismos una pieza de la futura sanación. Debemos apoyar de distintas formas esa capacidad en nosotros mismos y en los demás, para que podamos sobrevivir y comenzar a desarrollarnos.

El alcohol y la búsqueda colectiva del Santo Grial

Los sueños son para los individuos lo mismo que los mitos para la sociedad que los crea. En Occidente, uno de nuestros más potentes mitos es el del Santo Grial, la copa de vino que Jesús utilizó en la última cena, supuestamente una fuente de bendiciones eternas para cualquiera que la hallara. En Oriente el alcohol era utilizado como una herramienta sacramental mucho antes del tiempo de Jesús y mucho antes de que emergiera el mito del Santo Grial en la Edad Media. La búsqueda del Santo Grial era una de las preocupaciones principales del la corte de los caballeros del Rey Arturo. En cierto sentido, todos los bebedores están buscando su propios Santo Grial, su propia fuente de bendiciones. Esta búsqueda es parte de lo que otorga tanto poder a nuestra adicción colectiva al alcohol. De una forma sutil, está encerrado en el inconsciente colectivo. Todo el mundo quiere hallar el Santo Grial.

Una introducción excelente al mito del grial es el libro He [Él] de Robert A. Jonson (Perennial Library, 1977). Una de las cosas que nos recuerda en nuestra búsqueda del Santo Grial es que el grial no existe como una gratificación y recompensa personal. El grial es una bendición colectiva. Es una bendición futura. Todo el mundo prospera cuando se encuentra. Pero tenemos un corto circuito en nuestro sentido de la sanación colectiva. Nos sumergimos en nuestras copas, solos y desconectados del mundo. Confundimos los contenidos de la copa con su recompensa. Sólo si continuamos creciendo y abandonamos nuestras adicciones podemos continuar buscando lo que significa el grial en lugar de lo que parece ofrecernos individualmente.

El grial es nuestro corazón colectivo. El mensaje del mito del grial al Occidente es acerca de la necesidad de abrir nuestro corazón. El grial es parte de la enseñanza de la adicción al alcohol, parte de su sanación mayor Recuerda de nuevo los poderosos efectos del alcohol en el centro cardiaco. La búsqueda del grial es la búsqueda de sanar el corazón. Los tiempos del Rey Arturo comenzaron la tradición del cortejo amoroso y el romance, así como la reintroducción de la energía femenina suprimida por el patriarcado en la iglesia primitiva.

El alcohol es una herramienta de poder

Las bebidas fermentadas surgieron en todo el planeta para inducir estados alterados de conciencia, para rituales de sanación, para comunicarse con el plano del espíritu, como herramienta para apoyar lo que ahora llamamos canalización y para abrir puertas hacia el mundo de los sueños. La función del alcohol es expandir la conciencia hacia otros niveles, como una herramienta para resolver nuestros problemas cotidianos. Pero ya hemos hecho ese cambio y el alcohol ahora es esencialmente obsoleto y ya no nos sirve. El alcohol es nostalgia de la conciencia; todo lo que produce son lugares en los que la gente ya ha estado

Cualquiera que recurra al alcohol recuerda esto en un nivel profundo. Pero como nuestra cultura niega la realidad del mundo de los sueños y el mundo del espíritu, uno puede ir allí y tener problemas para regresar, tener problemas para concretar los sentimientos, visiones y direcciones que uno encontró allí. Entonces uno se pierde en los sueños, en lugar de utilizar la sabiduría de los sueños para conducir su vida diaria. Uno continúa recurriendo al alcohol, sabiendo que una vez tuvo poder. Pero sin el ancla que alguna vez nos dieron las bebidas naturalmente fermentadas por la naturaleza y sin una comprensión de las herramientas de poder, el alcohol destruye en lugar de sanar. La realidad de vigilia se convierte en algo tan fluido y tan incierto como los sueños. Y los sueños se convierten en un glamoroso cebo hacia el que uno nada constantemente pero no puede terminar de alcanzar.

Lo que tu bebida favorita revela sobre ti

La elección de lo que bebes puede ser una indicación de la clase de problemas que estás tratando de resolver.

LOS BEBEDORES DE CERVEZA tienden a tener un exceso de energía física en el cuerpo que no están usando, que no están canalizando correctamente Esta es la razón por la cual los espectadores deportivos acompañan su afición tan a menudo con una cerveza. Cuando trabajas todo el día, la energía construye un momentum y la cerveza es una forma de dejarla salir. Beber más de una, acentúa el problema al acentuar la energía, agravando en lugar de calmar. La palabra clave aquí es frustración y no tener un canal para la energía, ya que la gente tiene trabajos cada vez menos y menos físicos y la cerveza se convierte cada vez más en una bebida nacional. Hacer jogging, aeróbic o algún otro ejercicio regular puede liberar la energía bloqueada mucho más efectivamente que una botella de cerveza.

LOS BEBEDORES DE VINO tienen demasiada energía mental. La gente que está bebiendo demasiado vino debería hacer una pausa para preguntarse a sí misma: “¿Qué capacidades mentales no estoy usando correctamente?” Los bebedores de vino a menudo se permiten quedar atrapados en laberintos mentales que no les llevan a ningún sitio. A menudo, el acto de beber está relacionado con una tristeza debida a que cuando eran niños, no se les permitió jugar mentalmente, de forma que cuando son adultos se sobre alimentan de actividades mentales. Un pequeño vaso de vino, bebido lentamente en el transcurso de una hora, tenderá a bajar la energía de la cabeza y a distribuirla en todo el cuerpo. Más de eso resulta contraproducente pues comienza a adormecer el cuerpo y permite a la mente que corra y divague aún más libremente. La gente mental como los escritores, pueden sentir esto y beber mucho vino para echar la mente a correr. Este impulso está mal orientado porque al hacerlo están perdiendo su capacidad de arraigarse y concretar. La recomendación para estas personas consiste en observar su mente, en practicar algún tipo de meditación diaria.

LOS BEBEDORES DE LICORES PESADOS a menudo tienen problemas expresando su enojo. Un pequeño trago bebido lentamente a lo largo de media hora o cuarenta minutos, puede ayudar en la liberación natural de la energía del enojo transmutándola de una manera mucho más eficiente y aceptable que las canciones de las borracheras o el catártico recuento de la historia personal entre trago y trago. Más de un trago comienza a envenenar el hígado, que a nivel metafísico, es donde se procesa el enojo. Debido a ello, el enfado no tiene un canal adecuado y ulceran el hígado. El alcohol y el enfado enconado ultimadamente destruyen el hígado. Cuando recurres a las bebidas fuertes, necesitas preguntarte de qué estás enojado.

Las palabras clave para las tres adicciones al alcohol –cerveza, vino y bebidas fuertes– son frustración, tristeza y enojo. Son divisiones simplistas, sin embargo, pueden darte una orientación con respecto a tu sanación. Otras personas resuelven estos problemas de otras maneras. Casi todo el mundo está frustrado, triste o enojado acerca de distintas cosas, pero no todo el mundo recurre al alcohol buscando una solución. Algunos procesan estos problemas en el estado de sueño, pero otros tienen miedo de sus sueños, que les recuerdan sus propósitos vitales. Pequeñas cantidades de alcohol traen pequeñas cantidades del estado de sueño hacia el estado de vigilia, en donde puedes lidiar con ellos más rápidamente. Pero cuando bebes demasiado, empeoras las cosas porque el estado mismo de sueño se estropea a causa de la adicción. De forma que un trago antes de dormir –que sea sólo eso y no la culminación de una tarde bebiendo– puede ayudar con el estado de sueño, pero no si se necesita tan regularmente que se torne destructivo.

El efecto del alcohol en los chakras

Cada sustancia adictiva tiene una afinidad inicial con uno o más de los chakras. Cruzando el umbral del abuso todos los chakras se dañan, pero el alcohol afecta más severamente al centro cardiaco. Conforme el chakra cardiaco se bloquea, la energía queda fijada en los tres chakras inferiores, que gobiernan el autoestima, la sexualidad y la seguridad. Entre más profundamente caiga la persona en el alcoholismo, mayor será el bloqueo.

Como ya dijimos antes, donde hay un bloqueo del chakra cardiaco, puede haber un efecto de derramamiento, de forma que el plexo solar y el timo, al estar cerca del corazón, también pueden verse afectados. A menudo los hombres que beben son aquellos a quienes se les confían posiciones de mucho poder, o por el contrario, están en situaciones de clase o de raza en donde se ven privados del acceso al poder que les dijeron debe tener “un verdadero hombre” en nuestra sociedad. Muchas veces las mujeres que beben tampoco han podido tener acceso al poder, lo cual provoca un corto circuito en su energía.

Este daño produce los problemas comunes de los alcohólicos y aquellos que los aman. Hay una progresiva absorción hacia sí mismo, retiro del contacto con el mundo, una actitud amargada y resentida y dificultades con la sexualidad (ya sea promiscuidad o impotencia). Todo esto es entendible a la luz del funcionamiento de los chakras. Alrededor de las últimas etapas del alcoholismo, es muy típico que la persona experimente lo que coloquialmente se llaman los “horrores”: periodos de severa ansiedad sin motivo alguno, con terror hacia el teléfono, los autobuses, los perros, los buzones, cualquier cosa.

Algo importante a saber es que mantenerse sobrio no es suficiente. Hay que lidiar con la raíz espiritual de la adicción encontrando la visión o el propósito de vida y trabajando en ello. Asimismo, es indispensable reparar los daños producidos por el bloqueo de energía en los cuerpos sutiles. Todos los chakras deben ser limpiados, particularmente el chakra cardiaco que se ve fuertemente afectado por el alcohol. Este centro no se abre espontáneamente a menos que ocurra un poderoso despertar espiritual o un gran romance. Si permanece cerrado, la persona se puede sentir aislada y miserable y por lo tanto muy vulnerable a las recaídas. El ejercicio de la flor de múltiples pétalos que dimos en el capítulo uno es particularmente efectiva para liberar el centro cardiaco de cualquier constricción de forma que encuentre disponible un flujo de energía amorosa.

Las parejas, amantes y niños de alcohólicos también se ven seriamente afectados por estos bloqueos de los chakras. En un nivel psíquico, los alcohólicos y otros adictos aún en recuperación, tienen la capacidad de extraer energía de otros, a pesar de su incapacidad de utilizarla. Así es que aquellos que viven o trabajan con alcohólicos activos o en recuperación, a menudo sufren de energía drenada, especialmente energía del corazón y pueden desarrollar sus propias dependencias secundarias como al azúcar para tratar de recuperar la energía. Los jóvenes cuyos padres han sido fuertes bebedores terminan con un chakra insuficientemente desarrollado y mal nutrido. Una de las causas de la alta taza de alcoholismo entre los hijos de alcohólicos puede ser el subdesarrollo de varios chakras.

Adicionalmente a sus efectos sobre el chakra cardiaco, el consumo de alcohol también afecta los chakras de la garganta y del tercer ojo. Cuando el chakra cardiaco está funcionando, sirve como un puente entre los chakras superiores e inferiores. Pero conforme el corazón se bloquea y la energía queda atrapada en los chakras inferiores, la garganta y el tercer ojo se abren más, a fin de crear alguna clase de balance. Este tipo de expansión conduce a la verbosidad delusional de los individuos alcohólicos, de tal forma que pueden hablar y hablar sin llegar a ningún punto. Esto crea los patrones de deshonestidad y falta de comunicación tan familiares a quienes rodean a los adictos. Conforme la adicción progresa, este desequilibrio contribuye al delirio y las “alucinaciones” de las fases avanzadas. La prohibición nos enseñó que no se puede lidiar con el exceso mediante la negación. Y los desequilibrios causados por el alcohol nos dicen que no es posible equilibrar los chakras inferiores bloqueados y cerrar el corazón teniendo arriba dos chakras demasiado abiertos.

EJERCICIO: El mar de oro, un substituto del alcohol

La dependencia al alcohol está ocasionada por un deficiente uso de energía y en este ejercicio estaremos trabajando el equilibrio con la ayuda de la fuente de energía primordial de nuestro mundo… el sol. El siguiente ejercicio meditativo está diseñado para ayudarte a equilibrar tu campo de energía y otorgarte una herramienta espiritual de poder alternativa para que seas capaz de hacer el trabajo que pretendías que te ayudara a llevar a cabo tu bebida favorita. Trabaja especialmente bien en el centro cardiaco.

Estos son los pasos que debes seguir:

Siéntate en tu burbuja de luz blanca y entra en un estado profundo de conciencia.

Imagina que estás flotando como una medusa en medio de un océano interminable de luz líquida de un color dorado luminoso.

Siente que estás respirando en la luz mientras nadas a través del agua. La luz entra en tu burbuja, la llena y entra luego en tu cuerpo, alcanzando cada órgano y cada célula, llenándote completamente de energía. Deja que se vierta en tu corazón y lo llene, hasta que lo sientas tan brillante como un sol interno. Experimenta la sensación de pura energía dentro de ti.

Ten en cuenta de que una vez que encuentres la manera de entrar en este lugar podrás regresar cuando quieras. Sé conciente de que una vez que hayas absorbido las aguas de este lugar, ellas cambiarán la forma misma que tienes de usar tu energía. Tu uso de la energía se volverá más eficiente y se incrementará tu habilidad de hacer que tu propia energía trabaje para ti. Estarás cambiando la estructura magnética de tu cuerpo y con este cambio, comenzarás a atraer hacia ti situaciones que son positivas para ti. Encontrarás el equilibrio de tu energía.

Cuando sientas que has terminado con esto, disuelve tu burbuja y regresa al estado normal de conciencia. Realiza este ejercicio siempre que sientas la necesidad de un trago o cuando quieras equilibrar tu sistema de energía para que puedas trabajar con la frustración, el enojo o la tristeza.

Diagrama transformador del alcohol

Existe uno de estos diagramas para cada una de las principales adicciones. El diagrama que se muestra aquí está diseñado para limpiar y revertir el patrón eléctrico del hábito del alcohol.

Para utilizar este diagrama, libera tu mente de cualquier distracción y siéntate tranquilamente. Ahora enfócate en el diagrama. Entrena tus ojos para que vayan sin parar de las dos flechas inferiores hacia el círculo. Regresa de nuevo hacia abajo y hacia arriba varias veces. Puedes hacer este ejercicio tres o cuatro veces por día al principio, hasta que sientas que el proceso está completo.

 

El uso adecuado del alcohol

Para muchos ex alcohólicos, los cambios en el metabolismo corporal hacen que sea imposible para ellos que el alcohol pueda entrar de nuevo a su cuerpo sin desencadenar un efecto químico negativo. Así es que si no puedes, o no quieres beber vino de nuevo, simplemente imagina la uva y la forma en que se desarrolla mediante un patrón espiral de crecimiento que recuerda las vueltas de una danza, y algo de ese mismo efecto se producirá en tu cerebro.

Aquellos que se sienten incapaces de ingerir alcohol, pueden sustituirlo por zumo de uva sin fermentar para este ritual. Recuerda lo que hemos dicho anteriormente, acerca de que el alcohol y la danza van juntos. Al danzar en grandes grupos de personas durante las lunas nuevas, en el tiempo de las cosechas y en las festividades, el alcohol otorga un cambio en el nivel de energía que en su forma superior tiene que ver con y es canalizado por el poder de la energía grupal.

Para comenzar tu ritual de uso correcto, reúnete con tus amigos en un círculo. Tomaos de las manos y rodearos con un anillo de luz brillante. Pasad entonces el vino o la cerveza o lo que sea que escojáis en una gran copa o cáliz, bebiendo cada amigo un trago. Sí, es como la comunión, siendo la comunión sólo un débil recuerdo racial de ritos pre-cristianos. Conforme paséis la copa, enfocad vuestros pensamientos en todas las cosas por las que podéis estar agradecidos. Arraigaos y centraros en estos pensamientos. Sabed que el poder del alcohol es tal que puede estimular la liberación de negatividad a través de la danza en un nivel no conciente. Así es que no necesitáis ser concientes de aquello que liberáis. De hecho, estar consiente sólo hace que os aferréis más a ello.

Bebed de la copa conforme vaya pasando por vuestras manos, bebed de ella tres o cuatro veces profundamente, lo suficiente para sentiros levemente mareados. Entonces poned la música y confiad en que el alcohol llevará a cabo su trabajo de liberación, ya que para ello es una herramienta de poder –algo que te ayuda a hacer el trabajo que tú tienes que hacer– y todos tenemos trabajo que hacer en lo que se refiere a liberar negatividad. Así es que bebed, danzad y dejad ir. Arraigaos en la gratitud, en el grupo, en la danza, a lo sumo una vez por mes.

Piedras para reemplazar al alcohol

Prueba el siguiente ejercicio con cristales si eres adicto al alcohol o dependes de él y quieres romper el patrón; o si ya estás absteniéndote de él y quieres estimular aquellos aspectos de tu conciencia que el alcohol estimulaba. Necesitas un pedazo de cuarzo citrino de aproximadamente la mitad del tamaño de tu pulgar y una pieza de celestita más o menos del mismo tamaño. Mantén el citrino en tu mano derecha y la celestita en tu mano izquierda. Siente la energía dispersándose a través de tus manos hacia tus brazos, tu pecho, piernas y cabeza. Siente la espiral a través de ti irradiando calidez.

Esencias para reparar el daño ocasionado por el alcohol

Muchas veces la hipoglicemia es el resultado de un largo abuso del alcohol. APRICOT y BANANA son útiles para la hipoglicemia, pero será mejor que pruebes cuál es más útil para ti. No obstante, en general, es instructivo notar que las bananas tienen una forma más parecida al sexo masculino y los albaricoques a los femeninos.

Las esencias para el centro cardiaco son muy importantes para los alcohólicos, sus familiares y todos aquellos que los aman. Las mejores de ellas son BLEEDING HEART, TURQUOISE y RUBY, pero advertimos de nuevo que es mejor hacer una prueba a través del péndulo o de kinesiología para saber cuáles son mejores en un determinado momento, ya que especialmente BLEEDING HEART puede ocasionar una difícil catarsis emocional debida a las viejas heridas del corazón. Si la adicción ha durado mucho tiempo también pueden necesitarse los remedios para el aislamiento: MARIPOSA LILY, SHOOTING STAR o DOGWOOD.

Marihuana

En el caso de la marihuana, Danna y Andrew aseguran que antiguamente esta planta cumplía una función esencial entre las culturas de Asia y del Este Medio ya que era utilizada como una herramienta de poder para efectuar cambios en el primer chakra e integrar y construir puentes entre varios chakras, que es lo que hace la marihuana en sus primeras utilizaciones, aunque el uso reiterado termina ocasionando el efecto contrario, obstruyendo principalmente el primero y quinto chakras y afectando los chakras del timo y el entrecejo.

Cuando fumas marihuana, parece que esté haciendo efecto en tu tercer ojo, pero también está haciendo cosas en tu chakra raíz. En un sentido, estos dos chakras son los dos mundos que comunica la marihuana, el de la raíz como el mundo de la conciencia de vigilia y el tercer ojo como la conciencia del sueño y de otros mundos. Lo que tenemos en común con todo el reino animal es que nuestros chakras raíz están fuertemente conectados con el planeta. Un cambio en la energía del chakra raíz es el primer paso para moverte lejos del arraigamiento a esta realidad y a este mundo. La marihuana actúa como un refaseador de la energíad el chakra raíz. Por ello es que la tiene un atractivo especial para los que no tienen fuertes raíces y los alienados, que anhelan instintivamente hacer un cambio en la situación de su primer chakra. Sin embargo, al abusar de la marihuana, hacen más y más difícil la tarea de establecer nuevas raíces.

No es un accidente que la marihuana se hiciera popular nuevamente durante los sesentas, cuando toda la juventud se sentía lejos de las raíces del pasado, de su familia y de su cultura. Algo en el inconsciente colectivo sabía que la marihuana tenía algo que ver con ese cambio en el flujo de la energía del primer chrakra. La gente que la probaba sentía, aun subliminalmente, energía moviéndose en ese centro. La ironía es que el cambio de energía era de hecho HACIA AFUERA, en lugar de hacia adentro para generar nuevas y mejores raíces; resultando en una mayor alienación como consecuencia. No todos la fumamos, pero un gran porcentaje la probó sólo una o dos veces, y esa exposición fue suficiente para que todas nuestras raíces cambiaran. Sí, es necesario que saquemos nuestras raíces del planeta para salir del mundo, pero ocurrió demasiado temprano, y ha habido mucha infelicidad como resultado. La marihuana tiene la capacidad de despertar y expandir la visión y los sentidos del tercer ojo, pero la visión sin raíces no tiene ninguna utilidad para nadie que aún viva en un cuerpo […]

La marihuana está muy relacionada con los jóvenes adultos de hoy en dia porque en algún nivel recordamos que a esa edad se suponía que ya debíamos tener nuestras raíces -familia, hogar, ocupación, todo establecido- pero en este mundo más complejo, los jóvenes adultos a menudo están aún en la universidad o en las escuelas de graduados o siendo alguna clase de aprendices. Entonces se sienten atraídos hacia esta herramienta de cambios en el primer chakra como una expresión de su atomización y frustración porque el enraizamiento que necesitan no está teniendo lugar. […] Es muy importante limpiar el chakra raíz y después energetizarlo para poder abandonar la adicción a la marihuana […] Puedes nutrir el chakra raíz visualizándote en la acción de extraer luz verde o color ámbar de la tierra para llevarla al chakra raíz a través del cóxis. Siéntate en el piso para hacerlo, o mejor aún, en la tierra. Declara que éste es tu hogar, que aceptas a éste como tu hogar.

Las partes del cuerpo físico más afectadas por fumar marihuana son la garganta y los pulmones, y hay una fácil contaminación secundaria de la energía corporal en el área de la garganta. Con el uso fuerte de la marihuana siempre hay un residuo en el centro de la grarganta, a tal grado que llega a haber algo cercano a una parálisis de energía allí. En el nivel físico, sí, puede haber enfermedades de garganta o irritaciones, pero eso no es nada comparado con el daño en la energía corporal. A menudo tienes miedo de hablar; miedo de canalizar la visión. Algunos adictos a la marihuana tienen experiencias de vidas pasadas en las que fueron decapitados o colgados por hablar, especialmente acerca de sus creencias que fueron consideradas heréticas en su tiempo.

Justo debajo del centro de la garganta está el centro del timo, que es el siguiente en afectarse si el uso continúa. Los profesionales en el campo de la adicción han hablado de la adicción a la marihuana como causante de un “SÍNDROME AMOTIVACIONAL”. Aunque pocos de esos preofesionales reconocen los chakras, sí perciben los efectos en el timo, ya que amotivacional significa en lenguaje llano que el individuo tiene menos y menos voluntad de hacer nada. Asegúrate de reparar y limpiar estos dos centros, la garganta y el timo, para no caer de nuevo, sutilmente en la adicción. O, incluso si no recaes, si el daño continúa irreparado, la energía está bloqueada y nada se completa. (4).

Entre las diversas causas que Donna y Andrew aluden como factores determinantes para caer en el abuso de la marihuana, aseguran también que a nivel inconsciente:

La marihuana es usada por personas que tienen dificultades en cruzar la puerta entre el mundo de los sueños y la vida de vigilia. Las personas que tienen miedo de uno o de otro o del flujo de un mundo en el otro, instintivamente se vuelven hacia la marihuana por su habilidad terapéutica para abrir esta puerta. Si tienes miedo del mundo de los sueños, fumar marihuana te ayuda a redirigirte hacia el mundo de vigilia. Si tienes miedo del mundo de vigilia -si te gusta estar dormido todo el tiempo- la marihuana te ayuda con el balance. A menudo, por ejemplo, la gente que está comenzando a recibir información psíquica o enseñanza en sus sueños pero tiene miedo de traerla hacia su conciencia de vigilia, buscará esta droga.

El peligro de la marihuana viene de su fuerza. Mediante el uso limitado, puedes abrir la puerta entre los dos mundos y aprender a moverte entre ellos libremente. El uso repetido de la marihuana te pone a girar como un trompo en la puerta, de tal forma que no puedes entrar completamente a ninguno de los dos sitios. […] Cuando la distinción entre ambos mundos se vuelve borrosa, la mente necesita crear una nueva dualidad. Normalmente esto se consegue con una segunda adicción, que puede ser al tabaco, al alcohol, a las drogas duras o al azúcar. Otra forma de crear la dualidad necesaria es entrando a una ilusión masiva como vivir en un mundo de fantasía o vivir en profunda ansiedad o desesperación.

Finalmente, en vez de moverte entre el mundo de los sueños y el mundo de la vigilia, te estancas entre una gris confusión y una fantasía color de rosa. Pierdes tus raíces con el mundo de la vigilia, vas y vienes, ves inumerables cosas, pero NO TE MUEVES. El trabajo conciente con tus sueños y con lo necesario para hacerlos realidad en el mundo de vigilia y utilizarlos, te puede ayudar bastante […] (4)

LA MARIHUANA Y OTRAS DRIGAS ORGÁNICAS:
UN PUENTE ENTRE DOS MUNDOS

Drogas orgánicas

El foco de este capítulo se encuentra en las sustancias adictivas derivadas de fuentes naturales que están sujetas a un proceso y tratamiento mínimos. La principal sustancia de la que trataremos en este capítulo será la marihuana. Generalmente se fuman los cogollos, los tallos y las hojas de la planta hembra del cáñamo o cannabis. Comencemos haciendo notar que este capítulo y el previo acerca del tabaco son un par, de la misma forma que lo son los capítulos del alcohol y del azúcar. El material del capítulo previo acerca de los ritos sagrados y las funciones de fumar se aplica igualmente a la marihuana, así como muchas observaciones acerca de la generación de los 1960s y sus raíces encarnacionales entre los nativos norteamericanos. Sugerimos que leas también el capítulo pasado, ya que sería un desperdicio volver a repetir aquí todas las observaciones que se hicieron allá.

El cáñamo es una hierba anual originaria de Asia que ahora se cultiva en todo el planeta debido a sus múltiples usos. La fibra de cáñamo se usa para hacer cuerdas, papel y ropa. Las semillas se utilizan como alimento para pájaros y el aceite de la semilla para manufacturar pinturas, barnices y jabones. Desde hace mucho tiempo se considera que la marihuana es una hierba medicinal y en la actualidad se utiliza para reducir los efectos secundarios de la quimioterapia y en el tratamiento del glaucoma. El hachís, otro producto del cáñamo, está hecho de la resina seca que se encuentra en la superficie de los cogollos de la planta hembra y es más potente que la marihuana pero se utiliza menos frecuentemente en Occidente.

Varias otras sustancias entran en esta misma categoría y también las mencionamos, aunque es menos frecuente que lleguen a ser adictivas. El peyote es un cactus que crece en el sureste de los Estados Unidos y el Noreste de México. Es una droga que produce visiones y cambios en la percepción. Los chamanes han utilizado el peyote durante miles de años para entrar en trance y hoy en día se utiliza como una sustancia sacramental en la Iglesia Nativa Americana que mezcla la cristiandad con las creencias de los nativos americanos, especialmente de los navajo. El principio activo del peyote es la mezcalina.

Muchas variedades de hongos producen sustancias que también se encuentran en esta categoría. Han sido utilizadas en todas partes del planeta por seres humanos deseosos de inducir estados alterados de conciencia. Rara vez son adictivas, pero sirven para las mismas funciones de alterar la conciencia que las otras sustancias de esta categoría.

¿Por qué la marihuana y el hachís son herramientas de poder del Medio Oriente?

El alcohol ha sido la principal sustancia adictiva del Occidente. El Occidente cristiano y el mundo judío han visto el vino como una bebida sacramental. Pero en los países musulmanes el alcohol estaba prohibido y la marihuana y el hachís eran utilizados frecuentemente como herramientas de poder. En un nivel colectivo, podemos decir que las lecciones de Occidente y del Medio Oriente no eran las mismas. El alcohol, la herramienta de Occidente, estaba diseñado para abrir el corazón y elevar la conciencia de la conexión cardiaca. Debido a que el alcohol trabaja en el chakra cardiaco, tiene la capacidad de ocasionar algunas cosas que el cristianismo, vanamente, pretendía que hicieran sus seguidores. Por supuesto, el mal uso de la sustancia ultimadamente impide que ocurra una apertura del corazón.

En Asia y Medio Oriente, la parte del Oriente que hace de puente entre Oriente y Occidente, las lecciones que se necesitaban aprender no eran las mismas. Se requerían diferentes clases de visiones, de allí que se requirieran herramientas de poder distintas. Mahoma prohibió el alcohol en los países musulmanes porque sintió que estaba impidiendo que los musulmanes adquirieran su propio poder. También pudo surgir de un rechazo de los ritos judeo-cristianos que involucraban el uso del vino. Además hay un cambio en el énfasis del chakra afectado que marca cada religión. Mahoma era un soldado y no le interesaba abrir el chakra del corazón. Su interés estaba puesto en el chakra raíz así como en la integración y en la construcción de puentes entre los varios chakras, lo cual se logra con la marihuana.

Durante la década de los 1960s la marihuana se utilizó mucho, principalmente en América, como una alternativa al alcohol y en ocasiones como complemento. No es accidental que precisamente en esta década en que la juventud occidental comenzó a rechazar los valores occidentales y dirigió su mirada a Oriente, se hiciera popular una herramienta del Medio Oriente para construir nuevos puentes en nuestra conciencia.

Las drogas orgánicas y el deseo de abrir la visión

Sentados en sus cuevas o claustros, los grandes ermitaños de todos los tiempos han logrado profundizar en la fuente de la visión y han abierto fuentes de luz de las cuales otros pueden beber. Cuando uno tiene miedo de hacer este viaje, las drogas orgánicas pueden ayudarnos a abrir la puerta. Inicialmente hacen el cuerpo tan ligero que puede entrar en el estado de sueño. Sin embargo, cuando se abusa de ellas, nublan y oscurecen el lugar de los sueños, de forma que ninguna visión puede tener lugar y también debilitan el cuerpo, de forma que ya no resulta posible ver hacia delante. En un mundo como el nuestro, el chaman potencial continúa usando las herramientas de poder para la visión una y otra vez, pero las herramientas únicamente son la llave de una puerta que nuestra cultura no permite que se abra.

El vagabundo y el yonqui tienen acceso a esos mundos. Sin embargo, a menos que los romanticemos o los elevemos, ellos no son los únicos que tienen este acceso. Todo el mundo tiene acceso. Algunos tienen miedo, algunos ni siquiera se atreven a mirar. Los vagabundos y los yonquis, al buscar estas herramientas de poder, por lo menos están planteándose preguntas que las personas pegadas de sí mismas, los conformistas o los auto-zombizados están ignorando completamente. Es más fácil reírse de alguien que viaja y se cae que reírse de alguien que nunca abandona su asiento para nada.

Los adictos a la marihuana son aquellos que buscan moverse entre dos lugares, pero no han aprendido la forma de hacerlo.

En los tiempos que vivimos, el atractivo de las drogas que alteran la conciencia es muy grande, como una herramienta para sostener la visión cuando parece estar secándose o como una validación externa de la visión. En una cultura que reconoce el poder de los hongos más que el poder de la meditación, las herramientas como el LSD tienen una función ya que son similares a las drogas orgánicas utilizadas alrededor del mundo para profundizar la visión. Sin embargo, mientras en el marco de las culturas tradicionales son utilizadas como parte de un movimiento de desprendimiento del ego, en nuestra cultura, a menudo son usadas como una forma de rebelión en la que se afirma el ego. Así es que permiten un atisbo de la visión, pero sin el trabajo interno, ultimadamente nos alejan de nuestras propias visiones. La energía interna que debiera dirigirse a cambiar nuestra sociedad se queda atrapada en el poder de la droga misma.

La marihuana como una herramienta de poder

Mucho de lo que se dijo en el capítulo del tabaco acerca de los antiguos orígenes sagrados de fumar, se aplica también a la marihuana, por eso te conviene leerlo si aún no lo has hecho. La marihuana es usada por personas que tienen dificultades para cruzar la puerta entre el mundo de los sueños y el mundo de la vigilia. Las personas que tienen miedo de uno o de otro, o del flujo de un mundo en el otro, instintivamente se vuelven hacia la marihuana por su habilidad terapéutica para abrir esta puerta. Si tienes miedo del mundo de los sueños, fumar marihuana te ayuda a redirigirte hacia el mundo de vigilia. Si tienes miedo del mundo de vigilia -si te gusta estar dormido todo el tiempo- la marihuana te ayuda a equilibrarte. Por ejemplo, la gente que está comenzando a recibir información psíquica o enseñanza en sus sueños pero tiene miedo de traerla hacia su conciencia de vigilia, muy probablemente buscará esta droga. En la sección del tabaco hay herramientas útiles para trabajar con los sueños.

El peligro de la marihuana viene de su fuerza. Mediante el uso limitado, puedes abrir la puerta entre los dos mundos y aprender a moverte entre ellos libremente. El uso repetido de la marihuana te pone a girar como un trompo en la puerta, de tal forma que no puedes entrar completamente a ninguno de los dos sitios. En este mareo producido por tanto girar, pierdes la habilidad de distinguirlos. Por un momento cada uno se vuelve muy claro, después giras y giras cada vez más rápido y entonces todo se convierte en un gris borroso y te quedas atrapado en la puerta giratoria.

Aprendemos a través de las dualidades, entretejiendo información de diferentes lugares. Cuando la distinción entre ambos mundos se vuelve borrosa, la mente necesita crear una nueva dualidad. Normalmente esto se consigue con una segunda adicción, que puede ser al tabaco, al alcohol, a las drogas duras o al azúcar. Otra forma de crear la dualidad necesaria es entrando a una ilusión masiva como puede ser vivir en un mundo de fantasía o vivir en profunda ansiedad o desesperación.

Finalmente, en vez de moverte entre el mundo de los sueños y el mundo de la vigilia, te estancas entre una gris confusión y/o una fantasía color de rosa. Pierdes tus raíces con el mundo de la vigilia, vas y vienes, ves innumerables cosas, pero NO TE MUEVES. En estos casos, te ayudará bastante el trabajo conciente con tus sueños y con lo necesario para utilizarlos y hacerlos realidad en el mundo de vigilia. Las sugerencias dadas en el capítulo del tabaco te ayudarán, al igual que los libros mencionados en la bibliografía.

La marihuana y los chakras

Cuando fumas marihuana, parece que esté haciendo efecto en tu tercer ojo, pero también está haciendo cosas en tu chakra raíz. En un sentido, estos dos chakras son los dos mundos que comunica la marihuana, el de la raíz como el mundo de la conciencia de vigilia y el tercer ojo como la conciencia del sueño y de otros mundos. Lo que tenemos en común con todo el reino animal es que nuestros chakras raíz están fuertemente conectados con el planeta. Un cambio en la energía del chakra raíz es el primer paso para moverte lejos del arraigamiento a esta realidad y a este mundo. La marihuana actúa como un refaseador de la energía del chakra raíz. Por ello es que la tiene un atractivo especial para los que no tienen fuertes raíces y los que se sienten alienados, quienes anhelan instintivamente hacer un cambio en la situación de su primer chakra. Sin embargo, al abusar de la marihuana, hacen más y más difícil la tarea de establecer nuevas raíces.

No es por casualidad que la marihuana se hiciera popular nuevamente durante los 1960s, cuando toda la juventud se sentía lejos de las raíces del pasado, de su familia y de su cultura. Algo en el inconsciente colectivo sabía que la marihuana tenía algo que ver con ese cambio en el flujo de la energía del primer chrakra. La gente que la probaba experimentaba, aun subliminalmente, que la energía en ese centro se movía. La ironía es que en realidad, con el exceso de marihuana, el cambio de energía se realizaba HACIA AFUERA de las raíces, en lugar de hacia adentro para generar nuevas y mejores raíces; resultando en una mayor alienación como consecuencia. No todos la fumamos, pero un gran porcentaje la probó sólo una o dos veces y esa exposición fue suficiente para que todas nuestras raíces cambiaran. Sí, es necesario que saquemos nuestras raíces del planeta para salir del mundo, pero es algo que ocurrió demasiado temprano y ha habido mucha infelicidad como resultado.

La marihuana tiene la capacidad de despertar y expandir la visión y los sentidos del tercer ojo, pero la visión sin raíces no tiene ninguna utilidad para nadie que aún viva en un cuerpo.

Anteriormente vimos que los primeros cigarrillos se relacionaban con la pubertad, de la misma manera, la marihuana está muy relacionada con los jóvenes adultos de hoy en día porque en algún nivel recordamos que a esa edad se suponía que ya debíamos tener nuestras raíces -familia, hogar, ocupación, todo establecido- pero en este mundo más complejo, los jóvenes adultos a menudo están aún en la universidad o en las escuelas de graduados o siendo alguna clase de aprendices. Entonces se sienten atraídos hacia esta herramienta de cambios en el primer chakra como una expresión de su atomización y frustración porque el enraizamiento que necesitan no está teniendo lugar.

Es muy importante limpiar el chakra raíz y después energetizarlo para poder abandonar la adicción a la marihuana. Utiliza el ejercicio de la luz que se dio en el primer capítulo para limpiar el chacra raíz. Puedes nutrir el chakra raíz visualizándote en la acción de extraer luz color verde o color ámbar de la tierra para llevarla al chakra raíz a través del cóccix. Siéntate en el piso para hacerlo, o mejor aún, en la tierra. Declara que éste es tu hogar, que aceptas a éste como tu hogar.

Las partes del cuerpo físico más afectadas por fumar marihuana son la garganta y los pulmones. En el área de la garganta el exceso de marihuana provoca una fácil contaminación secundaria de la energía corporal. Siempre que haya un uso fuerte, habrá un residuo en el centro de la garganta, a tal grado que llega a presentarse algo cercano a una parálisis de energía allí. En el nivel físico puede haber enfermedades de garganta o irritaciones, sí, pero eso no es nada comparado con el daño en la energía corporal. A menudo tienes miedo de hablar; miedo de canalizar la visión. Algunos adictos a la marihuana tienen experiencias de vidas pasadas en las que fueron decapitados o colgados por hablar, especialmente acerca de sus creencias que fueron consideradas heréticas en su tiempo.

Justo debajo del centro de la garganta está el centro del timo, que es el siguiente en afectarse si el uso continúa. Los profesionales en el campo de la adicción han hablado de la adicción a la marihuana como causante de un “SÍNDROME AMOTIVACIONAL”. Aunque pocos de esos profesionales reconocen los chakras, sí perciben los efectos en el timo, ya que amotivacional significa en lenguaje llano que el individuo tiene menos y menos voluntad de hacer nada. Asegúrate de reparar y limpiar estos dos centros, la garganta y el timo, para no caer sutilmente en la adicción otra vez. Pero, incluso si no recaes, cuando el daño continúa sin ser reparado la energía permanece bloqueada y nada se completa.

Diagrama transformador del hábito del cannabis

En cada capítulo estamos reproduciendo un diagrama cuya intención es reprogramar los circuitos cerebrales que perpetúan el hábito de abusar de una particular sustancia. Éste es el de la marihuana. Te servirá para salirte del circuito, te ayudará a aprender a distinguir con claridad entre el sueño y la vigilia. Por eso es especialmente importante utilizarlo justo antes de dormir y después de despertar.

Utilízalo varias veces al día y especialmente en cualquier momento que sientas la necesidad de un porro. Enfócate en él y deja que tus ojos corran de ida y vuelta entre las dos líneas paralelas verticales sin que nada te distraiga.

El uso adecuado de la marihuana

Como hemos dicho, la marihuana es una clase de puente entre los mundos. Es suficientemente suave para abrir cambios en la conciencia sin ser excesivamente dañina para el cuerpo. Pero como ocurre con todas las herramientas de poder, hay un uso adecuado y un uso inadecuado. Fumar más de una vez a la semana y fumar más allá del punto en el que comienzas a sentir los primeros cambios en la conciencia son usos inadecuados de esta herramienta de poder. La marihuana, cuando se utiliza correctamente, provee un puente entre dos lugares. Utilizada de forma inadecuada, transforma al usuario en el puente mismo, derritiendo y mezclando los dos lugares que debiera unir. Un puente en medio del espacio no tienen ninguna utilidad, ¿no crees?

Tal como lo mencionamos en el capítulo del tabaco, fumar cannabis y otras hierbas que alteran la conciencia, alguna vez formó parte de un rito ceremonial que llevaba a cabo la tribu. Se realizaba en la seguridad de un grupo de personas relacionadas o unidas por sus raíces, que tenían una larga historia en común. Esta condición en sí misma era una protección en contra de la alineación que puede ocasionar el cambio que tiene lugar en el chakra raíz. Quizá todos cambiaban, pero cambiaban todos juntos.

El uso adecuado de la marihuana es como mucho un porro a la semana, compartiéndolo con otros en un círculo tranquilo en el que se pase un solo porro y se compartan los cambios, a menudo con música para enfocarse en ella. Se sugiere que se realice para cerrar el fin de semana o como cierre de unas vacaciones, cuando la energía tranquila y lenta de la relajación dé paso a la dinámica de volver al trabajo o a la escuela. En estas situaciones, la marihuana puede actuar realmente como un puente para llevar contigo algo de tu relajación a tu semana de trabajo o estudio. Obviamente, si has abusado severamente de la marihuana, cualquier exposición será un disparador de tu adicción y esta opción puede estar cerrada para ti, especialmente si aún no has limpiado tus chakras.

El uso adecuado de otras drogas orgánicas

Las drogas orgánicas como el peyote han sido utilizadas en el mundo desde tiempos inmemoriales por los sanadores, visionarios y buscadores espirituales como un estímulo para la visión. Muchos dicen que las visiones obtenidas mediante el uso de la droga no son iguales en profundidad a las visiones obtenidas en la meditación. Estamos de acuerdo porque en la meditación, la práctica y la lentitud entretejen la visión en la vida de la persona de una manera que ninguna droga puede lograr.

Sin embargo, conforme las estaciones cambian, conforme los años cambian hacia el invierno y la plenitud de la primavera y el verano decae, puedes querer emprender una búsqueda de la visión para llevar algo contigo a los tiempos fríos, una visión para trabajar con ella en los días de semi-hibernación tan conductivos para el pensamiento y la práctica. Esta búsqueda de visión efectuada una vez al año puede ser una buena ocasión para utilizar una droga natural que te ayude a abrir tu visión.

Hazlo en un grupo. Hazlo con personas en las que confíes en el centro mismo de tu ser. Sentaos en un círculo con las manos unidas. Cread una burbuja de luz blanca para cada uno y luego rodead vuestro círculo de amigos con una tubo de luz neón dorada para llevar calor durante el invierno. Entonad juntos cualquier canto que os atraiga, puede ser algo conocido o espontáneamente creado. Compartid la droga, ingiriéndola o fumándola. Extraed el poder de la tierra que contiene la droga y llevadlo a vuestros cuerpos, sintiendo el poder de la visión elevarse dentro de vosotros. Llevas ese poder hacia vuestro plexo solar y almacenadlo allí para el invierno. Finalizad el ritual cantando y compartiendo vuestras visiones. Frecuentemente, en los rituales grupales, las visiones de cada individuo sólo son una parte de la totalidad de una visión mayor.

EJERCICIO: La arcada de plata entre los mundos; un sustituto de las drogas orgánicas

Sigue estos pasos:

Rodéate de una burbuja de luz blanca. Visualiza arriba de ti un gran puente o arcada de luz de plata pura brillando sobre tu cabeza. Este es el paso entre los mundos.

En un lado de la arcada puedes ver claramente el mundo en el que vives, bañado de una suave luz blanca que parece sacar a la luz todos los detalles que ordinariamente no ves, los puntos más finos, los lugares sutiles que pierdes porque estás en medio de un sueño

Cuando miras hacia el lado opuesto de la arcada, estás viendo el mundo de los sueños. Es muy parecido al mundo en el que vives, pero este mundo está bañado en una suave luz azul. Nota los detalles aquí, nota como la misma silla en la que te sientas normalmente, cuando está bañada por la luz azul tiene la misteriosa capacidad de verse casi viva. No te sorprendería verla crecer y alejarse, aunque en este momento esté quieta.

Visualízate pacíficamente de pie en la arcada, mirando un lado y después el otro. Continúa mirando los dos lados de la arcada, sintiendo que eres un ciudadano de ambos mundos, listo para caminar con plena capacidad hacia cualquiera de ellos, el mismo mundo, bañado por dos luces diferentes.

Cuando te sientas cómodo estando en este lugar, encoge la arcada de plata hasta que tenga el tamaño de una banda que sitúas en la coronilla de tu cabeza uniendo una oreja con la otra. Luego déjala caer dentro de tu cerebro de forma que permanezca allí enlazando estas dos partes de ti.

Disuelve tu burbuja, sabiendo que cada vez que haces este ejercicio, estás trabajando para enlazar estos dos mundos, fortaleciendo tu habilidad de estar completo en cualquiera de ellos.

Esencias y piedras para reparar el daño ocasionado por la marihuana

Hay muchas esencias florales que son útiles para la marihuana y sus efectos sobre el chakra raíz. CORN es específicamente relevante, ya que tiene la capacidad de ayudarte a lograr un balance entre tus raíces espirituales y terrestres. SQUASH y MANZANITA son buenas para enraizarte y sentirte en casa dentro del cuerpo. SHOOTING STAR ayuda a restablecer el sentimiento de estar en casa sobre la tierra. WALNUT es un bálsamo para las personas que se sienten desarraigadas, ya sea por haberse mudado o por el uso excesivo de marihuana. Y también ayuda especialmente a aquellos que se encuentran en estados de transición.

CLEMATIS es buena para el tipo de somnolencia y sensación de estar en el espacio que conlleva la adicción a la marihuana y a otras sustancias. FORGET-ME-NOT ayuda con la claridad de pensamiento y los problemas de sueño. NASTURTIUM es bueno para las personas que viven en su cabeza. ST. JOHN’S WORTH ayuda con los estados de sueños problemáticos y permite que las personas confíen en su Ser Esencial y en lo Divino lo suficiente como para sentirse en casa con las experiencias visionarias. Entre las esencias de gemas, OPAL es para la claridad, específicamente para aquellos que están saliendo de las adicciones.

Por parte de las piedras, la turmalina verde, la carneolita, la pirita y la hematita son excelentes para llevarlas contigo cuando necesitas sentirte en la tierra, arraigado en esta realidad. El cuarzo ahumado es otra piedra maravillosa para enraizarte y que trabaja fuertemente para sanar el chakra raíz. Te ayuda a manifestar tus visiones aquí en la tierra. Tener una “piedra de las preocupaciones”, una roca plana o en forma de botón, que sostienes mientras piensas en tus problemas, es un excelente recordatorio subconsciente de que vives aquí en este planeta y por lo menos llevas tanto tiempo aquí como el tiempo que le tomó a esa piedra formarse, de modo que es mejor que lo aceptes y aprendas a vivir con ello

La tierra misma tiene un efecto sanador sobre el chakra raíz. Una buena forma de conectarte con tus raíces consiste en guardar tierra del lugar de tus ancestros en un recipiente y tocarla dejando que corra por tus dedos. Si no dispones de tierra de tu hogar, también te puede ayudar la tierra que hay alrededor del lugar donde vives. De hecho puede ayudare aún más si entierras tus pies en la tierra o en la arena y extraes energía de la tierra a través de ellos para restaurarte.

También hay una combinación de cristales que puedes utilizar como sustituto de la marihuana y otras drogas naturales para buscar la visión. Necesitas un pequeño pedazo de carneolita y una pieza de azurita del mismo tamaño o un poco más pequeña. Mantén la azurita en tu palma izquierda y la carneolita en la derecha. Siente las pulsaciones de energía que emanan de ambas piedras y deja que se expandan a través de tu cuerpo, fundiéndose y llenándote de poder. Siente que puedes sostener esta energía en tu pecho y moverla fuera de él. También puedes llevar contigo estas piedras si llevas dos bolsillos y pones las piedras en sus lados correspondientes.

Fuente: http://www.mind-surf.net/drogas/chakras/index.htm

logo-productora-final flyer-documental

Acerca de Fedex Despierta

Noticias, Investigación e Información sobre Civilizaciones Antiguas, Ufologia, Mitos, Leyendas, Profecias, Conspiraciones, Fantasmas, Arqueoastronomía, Criptozoologia, Viajes en el Tiempo, Dimensiones Paralelas, Exociencia, Esoterismo, Permacultura, Ecologia, Terapias Alternativas, Nueva Era y Mucho Mas…

Publicado el 08/11/2015 en Despierta Cordoba. Añade a favoritos el enlace permanente. Comentarios desactivados en Psicoactivos y Chakras.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: