Archivos diarios: 01/02/2012

Tormenta Solar Puede Apagar al Mundo?

aqui recordamos un viejo tema pero que se esta hablando tanto en estos dias y en muchos medios oficiales:

Tormenta solar puede apagar al mundo.

“Para el 2013 el mundo podría apagarse”, señaló el presidente de la Sociedad de Astronomía del Caribe (SAC), Eddie Irizarry.

Irizarry dijo que entre 2012 y el 2014 se pronostica que ocurra una tormenta solar. “Una posibilidad es que la tormenta provoque un apagón en algunas partes del mundo que pudiera extenderse por varias semanas, aunque esto no es algo definitivo”, dijo Irizarry.

Recientemente se fotografió desde Aguadilla, en Puerto Rico, una llamarada o explosión que provenía del Sol.

La persona que tomó la foto fue Efraín Morales, de la SAC. Morales estimó que la Tierra cabe unas 42 veces dentro de la enorme llamarada solar.

“El sol entra en unos ciclos cada 11 años en los que su actividad aumenta drásticamente. Por eso vemos estas llamaradas o explosiones. Lo que ocurre es que luego de esto se esperan unas tormentas solares que, en ocasiones, unas pueden ser más severas que otras”, explicó el ingeniero.

Irizarry mencionó que el evento que se prevé ocurrirá entre 2012 y el 2014 podría compararse a una tormenta solar que acaeció en el 1859. Lee el resto de esta entrada

La tormenta solar se acerca, tomá estas precauciones ahora!

Manual PEM y proteccion de vehiculos para tormenta solar

Recojo y realizo un “recorta y pega” de material propio y de mis compañeros Yeyé-KHS-portada 7-costa-richie sobre este tema.

Al realizar pruebas atómicas se descubrió un efecto secundario, este es el llamado pulso electromagnético, PEM que tiene su origen en la radiación gamma que ioniza todo en un cierto radio de varios kilómetros, como de costumbre los militares optimizaron el proceso y crearon la llamada bomba del arco iris, que es una bomba que explotan a gran altitud y que puede cubrir todo un continente . No es ciencia ficción es real desde la época Reegan.

UNA GRAN TORMENTA SOLAR GENERA UN PEM de más de 50.000 V/m, (COMO UNA BOMBA DE ARCO IRIS) crea un pico de tensión en cualquier aparato eléctrico capaz de freírlo literalmente, las bombillas, focos, halógenos, fluorescentes se iluminarían fuertemente y se fundirían. Seguro que lo has visto en alguna película que segundos antes de llegar la explosión nuclear todo lo eléctrico deja de funcionar (radio, vehículos, etc)

En marzo de 1989, una tormenta solar mucho menos intensa que la tormenta espacial de 1859 (efecto Carrington) , provocó que la planta hidroeléctrica de Quebec (Canadá) se detuviera durante más de nueve horas; los daños y la pérdida de ingresos resultante se estiman en cientos de millones de dólares. También se reportaron problemas con muchos satélites y otras centrales eléctricas en EE.UU. De hecho en estos últimos 150 años desde el conocido efecto Carrington la tierra ha sufrido 9 tormentas solares más intensas que afortunadamente “no nos dieron de lleno”. Lee el resto de esta entrada

OVNI EN ITALIA

Atención , El efecto Carrington o volver a la edad de piedra / ¿Se Acerca una Inmensa Tormenta Solar?

En este peculiar ciclo solar , en donde en donde han pasado 11.000 años , ninguna previsión sobra , y con respecto a todos los cálculos establecidos , ya hemos visto en otro tema , a los científicos darse por vencidos frente a la imprevisibilidad que está marcando el actual ciclo solar .

A finales del verano de 1859, el astrónomo Richard Carrington se encontraba estudiando unas manchas solares, en su observatorio privado. En ese momento, según su propio relato, sucedió un hecho sin precedentes: las manchas solares se convirtieron en una inmensa bola de fuego que sobresalía en la superficie del Sol. El astrónomo, consciente de que estaba asistiendo a un suceso realmente notable, corrió a buscar a un testigo. Por desgracia, cuando regresó al observatorio la mancha incandescente casi había desaparecido. Unos minutos después, un torbellino de plasma chocaba contra el campo magnético de la Tierra, lo que provocaría en los días sucesivos auroras boreales, con la peculiaridad de que pudieron observarse en latitudes nunca vistas y de que eran tan luminosas como para permitir leer un libro en plena noche, según narra la prensa de la época.

Lo que Carrington vio fue una gran tormenta solar, la más potente registrada en la historia. Fue la interacción más violenta jamás registrada entre la actividad solar y laTierra. El Sol emitió una inmensa llamarada, con una área de fulguración asociada que durante un minuto (aprox.) emitió el doble de energía de la que es habitual. Sólo diecisiete horas y cuarenta minutos después, la eyección llegó a la Tierra con partículas de carga magnética muy intensa. El campo magnético terrestre se deformó completamente y esto permitió la entrada de partículas solares hasta la alta atmósfera, dónde provocaron las auroras boreales nombradas antes. Pero esta no fue la única consecuencia (aun que si la única bonita), pues el la tormenta solar hizo que todas las líneas de telégrafo (inventado 16 años antes) de Norte América y Europa sufrieran cortocircuitos y hubiera numerosos incendios por ello. Pero vamos a lo que importa: en aquel entonces la sociedad del primer mundo no era tan dependiente de la electricidad como lo es ahora. ¿Qué sería de nosotros en la actualidad si volviera a ocurrir un fenómeno similar?

Según un estudio de la NASA http://books.nap.edu/openbook.php?r…&page=R1 las partículas procedentes del Sol inhabilitarían temporalmente la radio y el GPS, provocando bastantes accidentes aéreos. Pero este no es (ni por asomo) lo más grave. La variación brusca del campo magnético de la Tierra tiene un curioso efecto: toda la red eléctrica se conviertre en un gigantesco generador, lo que a su vez ha provocado la fusión del núcleo de los trasformadores. Esta avería es imposible de reparar, hay que cambiar los transformadores. Pero aquí viene el verdadero problema: se han fundido la mayoría de los trasformadores del planeta y sólo hay un pequeño número en reserva. Habrá que construir transformadores nuevos. Y aquí viene el segundo problema: es evidente que es imposible fabricar un tranformador eléctrico si no hay corriente eléctrica en ningún sitio para utilizar las herramientas necesarias. La luz no va a volver en bastante tiempo. El mismo estudio asegura que la ciclicidad de estos eventos es de unos 500 años. Personalmente, habiendo ocurrido en 1859, supongo que a nosotros no nos tocará sufrirlo pero, ¿os imagináis por un segundo lo que ocurrirá en la sociedad moderna si se queda sin electricidad? Vamos a intentar hacer una aproximación:

La cosa empezaría posiblemente un día de primavera o de otoño, digamos, cerca del anochecer. Las luces de las auroras boreales (o australes) nos dejarían maravillados y saldríamos a la calle a contemplarlas. De repente –ping- se va la luz. Improvisamos una cena a la luz de las velas, todavía encandilados con la belleza del meteoro.
Lee el resto de esta entrada

OVNI-nube sobre la estación antártida Neumayer

Gigantes: El Misterio y el Mito

Documental de Discovery Channel (2000), sobre el misterio, mito y realidad de los Gigantes. De ellos se habla en todas las tradiciones y culturas. Según el Génesis, habían Gigantes en la Tierra en el Mundo Antediluviano, y murieron durante el Diluvio. El Libro de Baruc, incluso pretende dar el número exacto de los que murieron: 409.000 Gigantes.

No obstante, algunos de ellos parecen haber sobrevivido; o de algún modo, volvieron a aparecer, porque volvemos a encontrarnos con historias de Gigantes, como la de Goliat, por todo el mundo. En la Época Contemporánea, el hallazgo de restos óseos de Gigantes, confirman el mito. A menudo, estos restos resultan haber pertenecido a individuos cuyas estaturas iban de los 2.50 a los 4 mts, e incluso más. Muchos de ellos tenían 6 dedos en cada mano y pie, y/o tenían dos hileras de dientes.

¿De dónde vinieron? Su origen parece haber sido Extraterrestre. Las Tablillas Mesopotámicas hablan de los Anunnaki, «Aquellos Que Vinieron del Cielo a la Tierra». Al menos algunos de ellos parecen haber sido Gigantes, y un grupo de ellos se unió sexualmente con las hijas de los hombres —historia cuyo eco encontramos también en Génesis 6—, engendrando, en muchos casos, a otros Gigantes.

Lee el resto de esta entrada